El cuaderno de Guillermo Fernández Vara: Aproximación a un debate

sábado, 12 de enero de 2008

Aproximación a un debate

Algún amigo de la Plaza me ha pedido que me manifieste sobre el debate de estos días en las relaciones Iglesia y Estado. Y lo voy a hacer con alguna extensión, mayor que otras veces.
Parto de varias premisas.
1.-Soy socialista y cristiano. Como tantos otros españoles y extremeños. Y lo soy porque no solamente creo que no son incompatibles mis ideas con mis creencias sino todo lo contrario. La defensa de la igualdad, de la solidaridad, de la justicia social y de la libertad del ser humano están en la ideología de cualquier socialista y en el nuevo testamento.
2.-La sociedad no está partida en dos aunque a veces se empeñen algunos. No están los creyentes y de derecha en un sitio y los ateos y de izquierda en otro. Somos muchos los que pertenecemos a esa mayoría silenciosa que piensa que no es incompatible tener unas ideas progresistas y una creencias religiosas.
3.-En España hay mucha gente que se considera cristiana y católica, practicante o no, pero España no es católica, porque así lo dice la constitución que nos define como aconfesional y porque es la única manera de que ateos, agnósticos, cristianos, católicos y de otras religiones la sintamos como nuestra y de todos. España es de todos por lo que no puede ser de ninguno en exclusiva. O lo que es lo mismo, no se puede imponer las ideas de los unos a los otros. En eso consiste fundamentalmente la laicidad. Uno puede pensar como quiera pero no puede imponérselo a los demás si actúan de acuerdo con la constitución y con las leyes.
4.-Para entender algunas decisiones que hemos tomado en esta legislatura, basta con ponerse en el lugar del otro. El que no es homosexual y está en contra del reconocimiento de derechos , que no es ni una opción ni una patología, sino algo que tiene que ver con la esfera afectivo-sexual, o intenta ponerse en su lugar o nunca podrá entenderlo. Conozco familias de homosexuales y me ratifico en que ha sido un paso enormemente importante en la extensión de la igualdad. No sólo no hemos roto la familia sino que hay más familias. El mayor peligro para la familia no está en las de los demás sino en la de cada uno.
5.-Cuando la jerarquía de la Iglesia Católica defiende determinadas cuestiones, están en su derecho de hacerlo. Y si quieren directa o indirectamente participar en campaña, también. Vivimos en un país donde la libertad que pedimos para unos debe ser respetada para otros, aunque digan cosas que nos gusten poco o nada.
6.-Confío enormemente en los ciudadanos, y en su capacidad para discernir, y para valorar los que hacemos unos y otros en todas las esferas de la vida pública. En este país somos lo suficientemente capaces de darnos cuenta de lo que puede haber detrás de cada comportamiento como para que no nos escandalicemos. Repito lo de antes. Las creencias no son patrimonio de nadie.
7.-Cuando una determinada decisión política implica conflictos públicos entre la iglesia y los gobernantes, no se resuelven en los periódicos, sino en las leyes, en su aplicación y en su interpretación por parte de los órganos constitucionales.
8.-Si alguien quiere patrimonializar a Dios puede hacerlo, pero a mi no me afecta. Dios no es mío, ni suyo, ni nuestro porque sino no sería el Dios misericordioso que le da sentido a muchas de las cosas que ocurren en el mundo.
9.-El conflicto personal que pudiera surgir entre las ideas y las creencias forma parte de uno mismo, de su proceso de maduración personal que nunca termina. Los conflictos personales nos hacen mejores porque nos obligan a poner permanente en duda algunas cosas, de los que siempre saldremos reforzados en la esfera personal.
10.-Soy socialista y cristiano. Y pretendo poderlo seguir siendo porque lo necesito personalmente y porque creo que en el mundo la gran referencia es la igualdad. Sólo así se puede ser inconformista con la miseria, con la violencia, con la dominación y con las injusticias.
11.- Si pedimos a la Iglesia Católica que respete las instituciones democráticas, debemos también respetar lo que la Iglesia en el ejercicio de su potestad defienda y diga.
12.-Defiendo una sociedad incluyente y respetuosa con los que no piensan como yo.
13.-Por ser socialista y cristiano no me siento mejor que nadie. En todo caso más obligado a luchar que nadie.
14.-Pasará el ruido y los ciudadanos habremos sacado nuestras enseñanzas.
Os pido que abramos nuestras opiniones pero que sea respetuoso en las formas. Si no nos perderemos entre la hojarasca del bosque.
15.-No minusvaloremos nunca la capacidad de los ciudadanos para discernir.

Buena semanita que viene.
Un abrazote amigos y amigas.
Guillermo

92 comentarios:

almendralejo dijo...

Hola Guillermo, hola a todos y a todas los amigos de esta plaza.

El debate abierto, entre Iglesia y Estado, creo que se está extendiendo más de lo que debiera.
La Iglesia de España, ha expresado de manera pública, lo que ha venido diciendo durante toda la vida. La defensa de la familia y de unos valores.

Creo que no significa, que por que lo defienda la Iglesa, trate de apoderárselo.
Su Santidad, en la entrevista que ha tenido con todos/as los embajadores/as ha vuelto a expresar su defensa de la familia. Pero creo, que a los mensajes que se emiten, cada uno les da la importancia que cree conveniente.

Es fácil y sencillo: La Iglesia, puede predicar y predica, lo que crea oportuno. Igual, gracias a nuestra Constitución, que el resto de Españoles/as.
Y el que quiera tomar el mensaje, que lo tome y el que no, pues que lo deje.
Pero yo muchas veces me pregunto; ¿por que mucha gente que critica a la Iglesia, se casa en sus catedrales, bautiza a sus niños en sus ermitas y entierra a sus difuntos con todas las honras eclesiasticas?
¿No hay en ese sentido, un poco de hipocresia?.
Yo soy católico y cristiano aunque poco practicante y a la vez he de confesar, que no todos los mensajes que emite la curia me representan.
Pero si tengo a mi Dios definido, le pido ayuda cuando la necesito y trato de enseñarle a mi hija los valores, no de la Iglesia, pero si del Cristianismo.

oistrakh_spirit dijo...

Soy católico, practicante y, además, socialista. Necesito beber de ambas cosas.

¿Porqué la Iglesia no llega a la gente? Anticlericdalismo aparte, los sacerdotes de pueblo y/o pequeña parroquia llegan y llenan; los movimientos juveniles y religiosos tienen un éxito sin parangón,... pero LA IGLESIA no llega. ¿Puede ser el principal problema de la Iglesia que sea una Gerontocracia, es decir, gobernada por ancianos? Eso como casi todo tiene su parte buena, pero su visión, quizá, no demasiado actualizada.

Pondré un ejemplo. No estoy de acuerdo con determinados planteamientos de LA IGLESIA, entendida como voz única. No estoy de acuerdo en que se prohíba el uso de preservativos en África, donde hay un problema de SIDA infinito. No estoy de acuerdo con otras cosas. Pero a pesar de eso... SIGO SIENDO CATÓLICO Y PRACTICANTE.

Más de uno y de dos de los que aquí escribimos - no tendría porqué ser así - somos socialistas. Y eso no significa que estemos siempre de acuerdo con la estrategia única de partido. Pero seguimos siendo socialistas.

Pues lo mismo... FELIZ SEMANA.

* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

almendralejo dijo...

En cuanto a lo que comentas Guillermo, sobre la compatibilidad de ser Cristiano y de Izquierdas, creo que debe de ser otro debate y al que debemos de titular; El por que de los Extremos en España?.
Por que aqui, en España, o eres del Madrid o del Barcelona, o eres de izquierdas o de derechas, o te gusta el futbol o los toros. Si eres cristiano, seguro que eres de derechas, pero de esa derecha que solo quiere y propone guerras en paises árabes.
Si tienes una empresa, seguramente seas un explotador, que robas a tus empleados/as. Si por el contrario eres de izquierdas, tienes más probabilidades de ser gay, eres más culto y seguramente defiendes la pluralidad y el medio ambiente, ah y normalmente vestirás de forma informal. Pero ojo, que como te pongas un polo Lacoste, la cagaste, tio de izquierdas, pasas a ser de derechas.
Si usas corbata, eres pijo eso... fijo, y si tienes un buen coche, una de dos, o has cogido dinero de algún lado que no debes o eres un chuleta que presumes de lo que no tienes.
No todo es bueno, ni todo es malo, ¿por que nos cuesta tanto trabajo comprender nuestras propias conductas?
¡¡Chacho, que brutos y brutas somos!! que dicen en mi pueblo.

areasanitaria dijo...

En primer lugar Feliz Año a todos. Y siguiendo el esquema del Presidente:
1. Soy socialista, creo que cristiano pero no soy católico, y ya no sé muy bien en qué o en quién creo.
2. Creo en la libertad de expresión y me parece que hay que respetar las opiniones de todos, por tanto también de la jerarquía católica
3. Creo firmemente que hay que renegociar el concordato.
4. La Iglesia Católica puede y debe tener una financiación a cargo de los presupuestos del Estado, pero ni más ni menos que cualquier otra organización.
5. La financiación debería incluir una partida para compensar la "obra social de la Iglesia" (Hopitales, asilos,...) pero también impuestos
6. Respeto a todos, pero creo que hay que aplicar la ley también a todos, vigilando especialmente las manifestaciones antidemocráticas y las que persiguen subvertir el orden constitucional
7. Me parece muy bien que la Iglesia y Jiménez Losantos digan lo que les venga en gana, no me parece bien que lo hagan con mi dinero. Y me parece muy bien que digan lo que quieran y que quienes quieran oirlo paguen por ello y los financien.
8. Pido disculpas, pero en el punto 14 te falta una h(abremos).
9. Y finalmente, no sé si debería incluirlo aquí, me parece una aberración que en virtud del respeto, hayamos de contemplar en esas iglesias y catedrales esas ofensas a los que no cayeron por Dios y por España.
Un saludo

carlos db dijo...

Amen Guillermo, Amen.

Y eso te lo dice un ateo practicante.

un saludete

cdb

Ricardo dijo...

Soy agnóstico y no me considero ni mejor ni peor que cualquier otra persona. Que la cúpula eclesiástica se ha pasado mil pueblos en la manifestación del día 30 es evidente y han vertido críticas que no hay por donde agarrarlas. En mi casa convivimos las dos tendencias, mi mujer cristiana practicante y yo un perdido -aplicando la terminología Rouquista-, pero ya llevamos infinidad de años y pasa como en cualquier otro hogar que se lleven "bien". Si la sociedad estuviera dividida en dos en el PSOE no habría los militantes que hay, puesto que tengo amigos y compañeros de partido que lo son. Tu temor Guillermo a que existan dos Españas creo -te aseguro- que no es real. Tenemos la suerte de que vamos pensando cada día más y distinguimos mejor lo que está bien y lo que está mal. Posiblemente si sólo nos moviéramos por dinero, nuestro partido no gobernaría. Ahora nos consideramos un poquitín ricos y si aplicamos el interés personal -permitidme la expresión, sin ofender- aquí ni Dios se afiliaba al PSOE. Impera la lógica. Mis años me dicen que nos diremos cositas, pero la sangre no llega al río. Sí me gustaría Guillermo, que por vía interna me dijeras, desde tu óptica cristiana en qué te basas para hacer la afirmación de la 8ª premisa, concretamente sobre "no sería el Dios misericordioso que le da sentido a muchas de las cosas que ocurren en el mundo"; ¿a qué cosas?. Es totalmente voluntario.
Un ruego a los que piensan similar a mí sobre este tema: sed benévolos. Un abrazo. Ricardo-

Puntos de vista y ... nada más dijo...

El debate es interesante pero creo que lo estamos haciendo más complejo de lo que es. Sobre este asunto escribí el pasado lunes 7 de enero en El Periódico Extremadura

http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/noticia.asp?pkid=347375

y el viernes 10 hay un interesantísimo artículo del ex Presidente en El País.

Me parece que el planteamiento está muy claro:
1. Todas las religiones (mayoritarias o minoritarias) tienen derecho a existir y a tener sus postulados y sus normas de cumplimiento PARA QUIENES PROFESEN ESA RELIGIÓN, siempre y cuando no haya norma que choque con la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Esto debería afectar a las normas de régimen interno, carácter democrático del gobierno interno, no discriminación en razón de sexo, etc.

2. Ninguna religión debería intentar, aunque fuera practicada por el 90%, convertir en ley civil sus postulados religiosos. ¿Se imaginan un Estado con un 60% de Testigos de Jehová que presionaran al gobierno para que se dejaran de hacer transfusiones en los hospitales? ¿Imaginan que un 70% de judíos y musulmanes nos impidieran comer jamón?Inimaginable, ¿no?. Pues apliquemos esa lógica y olvidemos las peticiones de los grupos religiosos. Quien quiera cambiar las leyes que se presente a las elecciones, pero no pueden hacernos comulgar a quienes no creemos.

3. No le demos más vueltas. Respetemos a quienes practican una religión, repetemos a los que no practican ninguna y creemos sociedades en las que el "hecho" religioso tenga sus parcelas y haya un espacio común en el que convivir a nuestra manera SIN DICTARLE LA VIDA a los demás.

Paco Martín dijo...

OPINO
Aunque personalmente piense que hay dentro del seno de la iglesia ideas del siglo XVIII en pleno siglo XXI. Aunque piense que Jesucristo en su ideologia era claramente de izquierda, al preconizar la igualdad. Pero que debido a intereses conocidos, la doctrina actual evolucionada no tanto, sea predominantemente conservadora. Si el mensaje cristiano se apoyaba en una solidaridad al lado de los humildes. Esa esperanza no se ha plasmado a lo largo del dilatado camino de la historia. La iglesia es un santuario de privilegiados sustentado teológicamente en mundo que en teoría debía ser la liberación de los desarraigados. Si hace años una corriente de esperanza, surgida principalmente en Hispanoamérica, conocida por la teologia de la liberación, fue arrinconada. Creo y no es precisamente el actual pontifice la persona idónea, necesita una revolución por dentro. Necesita un Juan XXIII, capaz de actualizar en un nuevo concilio, la aproximación a una sociedad mundial a quien por momentos se aleja. La crisis actual exige un nuevo adoctrinamiento, y no solo eso, sino porque la Civilización ha cambiado mucho, leáse: caída del muro de Berlín, frontera agudizada entre los paises pobres, y ricos, el 11-S etc... . Si Jesucristo fue a la gente, es hora de que los credos religiosos tambien lo hagan. Eso o el camino irreversible a las catacumbas, al principio de todo, en busca de su esencia e identidad. Atte. El soñador de guardia.

Eugenio dijo...

Los puntos once y doce son la madre del cordero, en mi opinión. No deben asustarnos las opiniones y acciones cívicas de quienes ejercen su derecho a la libertad de expresión en el marco de la constitución. Estamos acostumbrados a que, en España, sólo se expresen libremente los poderosos. Los demás lo hacen a riesgo de sufrir represalias. Ninguna pega a que la Iglesia se exprese como le parezca conveniente, pero debería procurar aplicar este principio en su propio seno lo cual no siempre ocurre. Lo mismo digo de los partidos políticos, en el poder o no. Necesitamos una democracia más dinámica y participativa, pero nadie se atreve a ponerle este cascabel al gato. Afortunadamente, en internet, se puede...de momento.

Anónimo dijo...

Guillermo,
¿debemos respetar lo que la Iglesia diga cuando ataca las decisiones de un gobierno legítimo que le subvenciona y que conforma la mayor parte de sus ingresos?
En mi opinión, algunos obispos y la Iglesia en general serían mucho más respetables si diesen ejemplo: que están en contra de este gobierno, pues que renuncien a obtener beneficios económicos de él.
Eso es ser coherente y sensato. Pero es más fácil tirar la piedra y esconder la mano.

lamiradadelotro51@hotmail.com dijo...

Buenas a tod@s una vez mas. En primer lugar felicitar a Guillermo por esta sincera declaración de principios que hace en la Plaza de esta semana. Me parece que es doblemente valorable, en primer lugar por venir del Presidente y en segundo por hacerlo en el momento en el que lo hace. Son dias en los que tenemos una determinada ideologia politica,nos sentimos frecuentemente atacados por una derecha y una iglesia manifiesta pero solapadamente asociadas y agresivas. Creyentes o no, compartiendo o no todos los aspectos progresistas que gracias al Gobierno actual la sociedad ha ido alcanzando, es un momento crucial para hacernos oir, respetando siempre otras opciones.
Solo quisiera recordar, lo que algunos hemos conocido, como los viajes a Londres a interrumpir un embarazo, algo que normalmente no se desea, pero que es una realidad que está ahí. Os imaginais lo que habrian sentido esta semana las pacientes por la huelga de la clinicas de Madrid si esta hubiera sido a nivel nacional e indefinida.
Os imaginais ahora que se ha planteado el divorcio expres, que tal posibilidad se retirase de nuestras libertades. Todos tenemos familia, desde cualquier posicionamiento como padre, madre o hijos, pero no necesitamos que esta sea homogenea, necesitamos que la gente sea feliz, que se les respeten sus derechos constitucionales, que no nos vengan a meter el dedo en el ojo. Y quizás sea el momento de reflexionar y valorar que la financiación de las creencias religiosas debe partir exclusivamente de los "usuarios" de tales servicios y lo digo con el mayor de los respetos hacia todos los creyentes, quizás ahí empiece a dolerle a la iglesia en sus carnes, quizás cuando vaya ocupando el lugar que le corresponde en la sociedad y dejen de hacer politica, ganen algo mas que el respeto que nos debemos todos. Muchas gracias Guillermo por este debate planteado y porque tu blog haya dado una paso mas.

Juan Antonio Doncel Luengo dijo...

Qué tema tan importante has escogido. No sólo me pareces valiente, sino sincero. Quiero decir que es verdad que este blog es un modo tuyo de hacer las cosas, no una banalidad.
Dicho esto, sinceramente yo creo que al teñir tu percepción del mundo de lo religioso te alejas de la razón, y por lo tanto mezclas la magia con la verdad. Eso desde el punto de vista personal, con lógica incidencia en lo político. Quiero decir que lo interesante sería, si te apetece, que reflexionaras sobre qué consecuencias políticas, en tu quehacer político, tienen tus creencias religiosas, y las compartieras con nosotros. Es innecesario que nos adviertas que eres creyente si no sabemos qué ocurre entonces.
Desde siempre me ha llamado la atención que todos, agnósticos pero también creyentes, identifiquen religión con iglesia, lo cual es un truco de la jerarquía para poder seguirlo siendo.
Por último, siempre considero que la Iglesia opina de lo que quiere igual que los demás que opinan, o sea para tratar de convencer a los demás de que tiene razón, y por tanto es un elemento que aporta en el debate. Lo que pasa es que no la considero representante de los creyentes, igual que no considero al PSOE representante de los ciudadanos, ni siquiera de los afiliados, sino de sí mismo.
Muy chulo el tema, perdón por la no elevada riqueza de mi mensaje.

Anónimo dijo...

Con la Iglesia hemos topado.

Soy cristiano, me he educado en un colegio católico, mi hijo va a un colegio católico, me he casado por la iglesia, por cierto dos curas, uno de ellos Luis Rángel, creo que lo conoces bien Guillermo, he bautizado a mis hijos, y por todo ello me considero cristiano quizás, con muchas dudas.

No soy practicante.

¿Por qué somos cristianos? porque hemos nacido en un país cristiano, si hubiesemos nacido en irán seriamos musulmanes, por ello creo que nuestro lugar de nacimiento nos condiciona.

¿Cuál es la religión verdadera? Los cristianos que la suya, los mulsumanes que la suya, los budista la suya.

Y yo creo que todas, lo triste es que es que todas tratan de imponerse a las demás.

Un único Dios? pienso que cada ser humano tiene su propio Dios, y lo que más miedo me da es que el hombre juega a ser Dios, ya es capaza de crear seres a imagen y semanja suya.

España es un país aconfesional según la constitución, muchas veces me pregunto en Semana Santa, cuando salgo con mi hermandad, por qué sacamos los pasos en esta fecha, según la aconfesionalidad de nuestro país, los musulmanes, los budistas, .... también podrían hacer lo mismo, imaginamos un rito chii por la calles de Sevilla en plena Semana Santa, que pasará cuando las diferentes religiones pidan sus derechos.

Creo sinceramente que la iglesia debe dedicarse hacer iglesia, abrir sus ventanas para que entrase viento fresco, dejase de hacer política.

He visitado El Vaticano, cuando anduve por sus edificios, la verdad que me pregunté como se atreven a pedir dinero para los pobres con lo que tienen allí.

Con la iglesia hemos topado.

Guillermo entre amigos hay tres temas a evitar, la religión, la política y el fútbol, aquí se ha hablado ya de política, de fútbol y de religión si no ha saltado el blog ya por lo aires llegaremos muy lejos por que hemos sabido hablar de lo más difícil.

Lacimurga dijo...

Cierto Presidente, se puede ser cristiano y socialista, se puede ser católico y de izquierdas, también se puede ser agnóstico y progresista, incluso se puede ser obrero y de derechas aunque suelen decir por ahí que no hay cosa más tonta.

Centrándome en el tema quiero decirte en primer lugar que puedo entender la exquisita moderación de tus palabras en relación a la actitud de la cúpula episcopal, pero me vas a permitir que discrepe de ellas fundamentalmente en lo que relatas en los apartados 5, 8 y 11 de tu escrito.

Pienso que nadie ha cuestionado en España que la iglesia defienda determinadas cuestiones, de hecho lo vienen haciendo desde siempre utilizando el púlpito de su principal medio de comunicación y poniendo al frente de sus micrófonos al mejor insultador y fomentador de discordias conocido hasta la fecha. No creo que sea labor cristiana sembrar la confrontación como lo hace cada día la cadena episcopal.

Tampoco veo muy cristiano animar manifestaciones cuando se acerca un proceso electoral, para marcar desde ellas criterios de lo que debe o no debe hacer un gobierno democrático, acusándole falsamente de incumplir la Constitución y los derechos humanos.

Ninguno de esos obispos de la plaza de Colón ocuparon lugar en las pancartas exigiendo el fin de la guerra de Irak donde si se destruye cada día la vida y los derechos humanos.

¿Eran tiempos de gobiernos de la derecha y tocaba callar?

¿Si es así debemos concluir que el cristianismo que practica el señor ROUCO y cia es de derechas? ¿o quizás sería más justo decir que estos señores tienen de cristianos lo que yo de cura?

Me apunto a lo segundo, no se puede ser cristiano y permanecer impasible ante una guerra, o mirar hacia otro lado cuando medio mundo se muere de hambre y enfermedades y no se les ocurre otro remedio que prohibir el uso de condones facilitando con ello la extensión del sida.

Hoy la cúpula de la iglesia está dirigida por personas ultraconservadoras alejadas totalmente de la realidad que vive la sociedad, y lo grave es que además se autoproclaman poseedores de valores morales absolutos a imponer.

Una iglesia donde el que se mueve no sale en la foto y sino que se lo pregunten a los integrantes de la teología de la liberación o a los muchos sacerdotes que han tratado de practicar la religión acercándose a los verdaderos problemas de la sociedad y han decidido poner fin a su labor por falta de apoyo.

Una iglesia a la que le cuesta dios y ayuda reconocer su triste papel en la dictadura franquista en la que pasearon bajo palio al dictador y colaboraron con algo más que el silencio en la represión.

Amigo Presidente, respetaré lo que la Iglesia en el ejercicio de su potestad defienda y diga pero por las mismas estaré en mi derecho a decirles que su doctrina está vacía y absolutamente alejada de los verdaderos problemas que residen en el mundo.

Saludos

Felipe dijo...

Querido Guillermo y demás amigos y amigas de la plaza:

Me ha impresionado mucho este post,ya sabía dónde estás porque ya tuvimos ocasión de manifestarlo en mi pueblo. Comparto muchas cosas, desde hace tiempo y porque mi experiencia personal me ha hecho llegar al lugar en el que estoy hoy, estando en un sitio complicado, "entre la espada y la pared", en algunos asuntos, aunque eso sí con las ideas muy claras, y un profundo respeto a los valores democráticos y a las leyes que la amplia mayoría de ciudadanos aprueba.

El leer esto no me hace sentirme tan solo como hace unos días, aunque no dejé de manifestar mi opinión en mi blog.

Hace algunas semanas hablé personalmente con Carlos García Andoaín, precisamente para impulsar algunos proyectos en Extremadura relacionados con esa relación entre ser católico y socialista. Con este testimonio creo que pronto se hará realidad.

Te felicito Presidente por tu valentía y por tu coraje, y si no lo has hecho ya te recomiendo que leas el libro "Tender Puentes: PSOE y mundo cristiano", de Ramón Jaúregui y el propio Carlos.

Jose Vicente de Pescueza dijo...

Hola amigos y amigas.
La verdad, en pocas palabras no se como compartir esta reflexión.
Soy Cristiano, hace poco más de dos años ejercía el sacerdocio, ahora soy un militante cristiano de base y también militante socialista.
Digo Cristiano, pues soy seguirdor de Jesucristo.En primer lugar no confundir Iglesia solo con jerarquía, la Iglesia es la misión, el misterio y la Institución, todo esto se puede definir como Iglesia.
Creo que la Iglesia es libre de decir lo que quiera y cuando quiera pero lo que no comparto es que lo que diga, lo hace en nombre de todos, y mucho menos que lo que diga sea algo que no respeta lo fundamental de la vida que es el SER HUMANO.
Creo en la Iglesia de Jesús de Nazaret, participativa, testimonio de entrega, compromiso siempre en favor de los débiles y de los derechos humanos.
No creo en la Iglesia que muchos de la jerarquía intentan imponer, todo ello por MIEDO. No creo en la Iglesia que intenta marcar la agenda a la sociedad, sino que es la sociedad la quien debe marchar a la agenda a la Iglesia.
Pido a la Iglesia jerarquica que intenta Imponer: Veracidad, transparencia, cercanía a los débiles de nuestro mundo, a la gente sencilla que camina por nuestra tierra. Y lo mismo me pido a mi y a los partidos políticos.
Que la Iglesia se meta en política si, pero que discrimine a las personas de otras ideología NO, tampoco que sea partidista e intolerante y mucho menos que solo defienda a una parte de la humanidad que le interesa. Ese no es el mensaje de AMOR de Jesús de Nazaret.
En el fondo necesito el mensaje de Jesús de Nazaret para mi vida y para mi compromiso con la vida, ya que el AMOR, la JUSTICIA, la SOLIDARIDAD, la TOLERANCIA, la ENTREGA....son muy necesarias en mi forma de vivir y de actuar.
Un Saludo desde Pescueza.
José Vicente Granado.

alfonso santos dijo...

Hola a todos:

Quitemos drama al tema.

Segun fuentes Vaticanas en el mundo hay 1098 mill. de cristianos, eso hace que si en el mundo hay 4000 mill de habitantes,y el cielo esta pensado para que quepa(quepamos)toda la gente , les sobra el 75 % de la superficie.
Si ademas , damos por hecho que no todos van(vamos) a subir al cielo,yo viendo a los que me rodean, veo por la calle, o en la tele(Bush) , no creo que suba mas del 20 % de los 1098 mill es decir: 20% de 1098 mill son aprox. 220 mill.Es decir apenas un 5% de ocupacion de la superficie proyectada.

Por ultimo , en Europa , el numero de sacerdotes a disminuido un 10% ,digo yo que o no lo ven claro o algo saben....

Bueno hasta otra , por cierto , yo me bautiza,case, y bautice a mi hijo por la iglesia, por si acaso. Saludos

Alfonso ++++

Anónimo dijo...

Algunos compañeros trasladan reflexiones que entiendo son sinceras;las tuyas, son más que sinceras, pues el temita que nos propones, es digno de ser destacado en éste cuaderno público, por ser un foro cada vez más visitado y por tanto cada vez más de referencia para muchos temas.
Entiendo que has hecho una aproximación muy cercana a tus creencias en tus premisas.
También pienso, que como se ha señalado en otras ocasiones y de manera interesada, en algunos de los temas en cuestión, todo el mundo ha colaborado a dar publicidad y por tanto la repercusión ha sido contestada y ampliada, pues siendo un tema de reconocimiento de derechos civiles ¿no están basados en el reconocimiento del ejercicio de la libertad individual y de tener un reconocimiento jurídico y por tanto, basados en asegurar la igualdad que la Constitución reconoce y garantiza?
Creo no obstante que con la Iglesia pasa aún como con el Ejército de hace algunos años: en mi opinión, les cuesta reconocer que nuestro país es hoy una sociedad libre, abierta a los cambios y donde los ciudadanos cada vez con más libertad, piensan y creen por sí mismos y por aquello que ven, y cada vez menos por lo que les cuentan.
Nuestra Democracia conforma nuestra aceptación y reconocimiento de los derechos que en ella están expresados y uno de ellos es el de la mayoría de edad a los dieciocho años; pues eso, hace muchos años que somos mayores de edad, para pensar, para expresarnos, para reconocernos, para comportarnos, para.......... y sobre todos, para que no pueda prevalecer discriminación alguna por razón de raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.
Anselmo.

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amigos y amigas de la Plaza de la Cordialidad:

Predicar con el ejemplo. En eso debemos de poner el empeño, cada día más tolerantes, cada día con quienes más nos necesitan, cada día con menos crispación, cada día con más entendimiento, cada día con más consenso. La Iglesia debería reflexionar, pero esto es algo que depende solo de ella, la irritación, el enfado, la convulsión no son actitudes cristianas; se debe convencer con el diálogo y no con la imposición.

Ante estas actitudes, por nuestra parte, mucha comprensión. El deseo de poder no radica en la fuerza, sino en la debilidad; la Iglesia debería de saberlo. No es bueno para los ciudadanos que la Iglesia se transforme en un instrumento de agitación política partidaria. Hasta nuestro Jefe de Estado, el Rey Juan Carlos, le tuvo que decir a Rouco Varela "que recen menos por mí y la Monarquía y se ocupen más de la Conferencia Episcopal, que controla a la COPE".

La Iglesia y su emisora de radio, la COPE, han de entender que deben de hacer las cosas de otra manera, con formas menos lesivas, más delicadas. Entiendo que a ello hemos de ayudarles, pues cuando alguien no hace algo, no es muchas veces porque no quiera, es porque no puede; es lo mismo que le pasa al Partido Popular.

Hacen falta dosis de mucha paciencia y recobrar el espíritu de la Constitución, hace falta impulsar de una forma mucho más decidida el consenso, la tranquilidad y la calma. Lo importante en este momento no es lo que hagamos, sino la forma como lo hagamos; y esto ataña a todos y todas.

Recibid un fuerte abrazo de esta persona que cada día os valora más y os necesita. Gracias por ser mis amigos.

Atentamente, Javier Caso Iglesias.

Anónimo dijo...

LA VERGUENZA DEL COLECTIVO MÉDICO

El tema de la religión me parece peliagudo y muy personal. Soy agnóstico por convinción, pero en el fondo, envidio a todos los que creéis que después de esto habrá algo más y llegareis a encontraros con vuestros seres queridos.


Es la primera vez que escribo, soy médico de Atención Primaria y me gustaria preguntar varias cosas, pues son muchos los temas que nos deberían seriamente preocupar y veo que tratais poco, pero empiezo por uno.

Guillermo tu debes conocer mejor que nadie el tema de los sobornos que nos hacen los laboratorios a todos los médicos extremeños, para que recetemos sus productos, no todos somos iguales, pero sabes que hay compañeros viajando al Caribe, al fin del mundo con sus familias, nunca en su vida se han gastado un duro para un electrodoméstico, ni en muebles , ni cortinas, ni en ropa, ni en libros, ni en ordenadores, ni en viajes, ni en vacaciones, ni en cenas, ni en teatros, ni en ir a ver el mejor partido del Real Madrid , ni en hoteles de 5 estrellas .... tienen todo el año, cheques del Corte Inglés y banco-hoteles para viajar a donde les plazca..... no me parece justo, ni legal, aunque no seré yo el que lo denuncie publicamente, quiero vivir en paz y para eso estais los políticos, pero sabes perfectamente los millones de Euros que esta situación está costando a la economía Extremeña, no puedes quedarte callado, mirar los toros desde la barrera, sé que telecinco está investigando Centros Extremeños y no puedes disculparte diciendo que no conocías el tema. ( si esto no sale en tu Blog en algún periodíco saldrá)

Reconozco haber aceptado libros muy caros y algún Congreso a gastos pagos, que me servieron para ampliar conocimientos, pero sin ninguna prestación a cambio, y eso lo dejo muy claro. En montones de estos Congresos estamos 15 personas en las ponencias, mientras el resto de los cientos de médicos incritos, se dedican a las grandes cenas, bailes, compras, actuaciones, discotecas, con o sin sus señoras y ni pisan siquiera por allí o lo hacen para buscar su diploma.

¿ Has hecho algo al respecto de un tema vergonzoso que nos atañe a todos: médicos, pacientes y dinero público ?.

¿ Qué opinan los demás bloqueros, a los que suplico que no sean tan extensos?......

Yo si siento verguenza al ver lo que veo, y muy pobre en dinero pero mucho más rico en espíritu que la mayoría de mis compañeros alegremente chantejeados.

Elisa dijo...

Hipocresía, mucha hipocresía; fariseos muchos fariseos, estas son las palabras que me salen al hablar de la Iglesia que todos conocemos. No voy a hablar de religión porque no quiero, no me aporta nada.
Si hablamos de la "Manifestación" de Colón, hablamos de política. Hablamos de una política zafia y blasfema, una política que bajo palio pasea las más ruines miserias de la humanidad.
No creo que nos paremos aquí, si por casualidad las encuestas favorecen claramente al PSOE para las elecciones de Marzo, pronto saldrán con algún otro tema a la calle.
¿De qué estamos hablando? ¡Por favor!-"Justicia social, solidaridad", que palabras más grandes para mezclarlas con semejantes impresentables. No practica esas cosas Rouco ni su comparsa (y menciono su nombre tal y como ellos vociferan en sus “manis”los nombres de quienes democráticamente nos gobiernan- desde luego Rouco no los modera, ni se va para casa ante los insultos-), van contra el gobierno, y parece mentira con todas las prebendas que les da el gobierno, hasta Mª Teresa (fijaros…ahí es nada) se viste de mantilla y peineta ¿Qué más quieren?
Todas las asociaciones tienen unos estatutos que cumplir para que puedan existir y beneficiarse de subvenciones del Estado ¿Qué estatutos tiene la Iglesia?
Que miren la paja en su ojo y nos dejen en paz con los problemas de la sociedad que no tienen que ver con las confesiones. Que miren dentro de sus familias por si hay algún homosexual, drogadicto, practicante de abortos...
Contra la religión:¡¡cultura!!!, que no nos revuelvan, que no nos atrofien, que no nos insulten. y para que nadie se sienta mal, atropellada y castigada, como están haciendo ahora con las mujeres que han abortado,.Ellas sabrán por qué lo han hecho, habrá que hacer leyes que no den lugar a semejante barbaridad, nada de medias tintas, ya está bien que castiguen a las mujeres por problemas que son de dos y, aunque sean ellas las que aborten, la responsabilidad del embarazo es también del hombre. Parecería justo que les preguntaran a esas mujeres quién es el padre de la criatura y porque no puso los medios para evitar el embarazo, porque seguro que hay algún responsable en este asunto, a lo mejor alguno de los de la Plaza de Colón ¿Que no?
Ahora os digo,soy normal, no soy demonio, no tengo rabo, no fumo porros ni me drogo (bueno -un poco-tabaco y cañitas), visto vaqueros, soy de izquierdas, no voy a la Iglesia porque "me riñen los del púlpito y me hablan mal de mis hermanos", voy a las procesiones, le pido favores a Mi Patrona la Virgen, también le doy las gracias cuando salen las cosas bién, me bautizaron de pequeña, yo he pedido opinión a mis hijos para su primera comunión...quisieron y así lo respeté...Ya no practican.
¿Qué más puedo hacer?
Honradez, Justicia social, Solidaridad, Democracia, que la Iglesia/as-Religión/es se apunten a estas premisas.
Y para que cobren subvenciones que cumplan los requisitos, como todo el mundo.
¿Qué he hablado de Religión? No, a mí que me importa lo que coma la gente el Jueves o Viernes santo, el caso es que coman.
A mí que me importa si llevan velos la Mulsulmanas, el caso es que sean libres.
A mí que me importa si una persona es homosexual, el caso es que sea persona.
A mí que me importa si una mujer aborta: Me importa que haya niños RN en los contenedores de basura.
A mí que me importa si usan preservativos en sus relaciones las personas, me importa que se violen a niños en los colegios por pederastas y además sin preservativo.
Libertad, que cada cual es cada cual; ellos sabrán lo que hacen, mientras que no sea perjudicial para la sociedad… y para eso están los gobiernos, reitero, haciendo leyes que los jueces no puedan interpretar según sus creencias polítco-religiosas. “Al pan pan y al vino vino”.
¡Que agusto me he quedado! ¿He ofendido a alguien?, supongo que no porque hablo de lo que yo pienso y no va en contra de ninguno de vosotros, hablo bajo mi libertad de expresión, de decir lo que pienso aunque a alguien no le guste. Voy en contra de la manipulación con lo que no creo que nadie se de por aludido.
Estoy muy de acuerdo con tu punto nº15, Guillermo pero estarás de acuerdo que existe la manipulación como estrategia, sobre todo sobre las personas vulnerables a las que no se les da la suficiente formación cultural para que sean libres.
Un abrazo a todos.

lamiradadelotro51@hotmail.com dijo...

Buenas a todos de nuevo: Ayer casualmente venia un extenso articulo en el Pais que supongo algunos habreis tenido ocasión de leer; autor un sociologo aleman del que destacaré dos o tres puntos que me hicieron reflexionar sobre el debate presente, incluso pueden acercarnos en el entendimiento mutuo. Titulo: Dios es peligroso. Destacaca en un primer punto que los monoteismos nos dividen en fieles e infieles(Comenzamos mal). Hacia mención en otro punto sobre el sincretismo, o la posibilidad de una misma persona acercarse a diferentes religiones sin perder por eso la armonia y el respeto hacia ellas. Y en un último punto hace una diferencia que quizás me parece mas importante para un entendimiento mutuo, la diferencia entre practicar una determinada religión o la necesidad espiritual que el hombre puede tener creandose una religión a su uso y manera, esto lo define como ser religioso sin estar dentro de ninguna religión determinada. Esto se concretaria en el soy cristiano no practicante...Vale. Pero eres cristiano porque estás en este entorno, igual podrias ser hinduista. Creo que tenemos que relativizar respecto a las creencias o posturas de los demas y las personales en temas tan intimos, y esto no debe crear barreras entre nosotros como personas. Otra cosa que si comparto, es que haya que tener una actitud beligerante con una Iglesia catolica que se atreve a entrometerse en mi vida y no precisamente en la religiosa que eso podria hasta ser logico siempre que fuera un ejemplo para todos.
Por ultimo y esto se lo planteo directamente a Guillermo, pero igual seria a Zapatero: Hasta cuando los curas catolicos en los hospitales publicos? Hasta cuando las capillas catolicas? Somos un pais aconfesional y me parece que para las necesidades religiosas de los pacientes lo logico seria crear espacios de retiro polivalentes y si no que le pregunten a la población del area de Navalmoral donde la mitad de la población de Talayuela es marroquí.
Un afectuoso saludo a todos y perdonad esta doble intervención, pero creo que viene al caso de este interesante debate.

toni dijo...

Soy cristiano,NO católico, el catolicismo me parece una jerarquia de OFICIOS, vamos para mi son empleado/as a cambio de un sueldo.
Lo último que tenia que ver era el panfleto de la DEFENSA DE LA FAMILIA.
Estudié siempre en un colegio religioso,es mas, participé en sus iniciativas y actividades activamente y al final nada, desencanto total....
Muchas veces pienso que mis ideas de izquierdas parten del cristianismo, pero me niego a ser regido por alguien que no arriesga absolutamente nada, que coharta mis ideas y me impone un credo totalmente desfasado y fuera de nuestra época.
En mi trabajo cuando lo hago mal me despiden, cuando mis informes equivocan a mis jefes me despiden...¿acaso a la iglesia le ocurre algo cuando lo hace mal?, simplemente guardan sus dineros y sus sillones.
Soy socialista,soy cristiano y no soy practicante, pero hago algo más RESPETO a todos.

Un abrazo.

Antonio Tejeda Encinas dijo...

Soy Ateo, ¿por la gracia de Dios?
Soy Socialista y no por eso soy Ateo, ¡que lo soy! Se trata de una forma de entender la vida que va más allá de la providencia y el destino en el cual por supuesto no creo ya que pone coto a mis ansias de vivir sin ataduras y también dudo que las cosas nos lleguen porque sí, sino porque las alcanzamos por nuestro trabajo y planificación. Por tanto, tengo como meta el existencialismo de carácter emancipador, pues el hombre sólo está a merced de sí mismo, no le debe nada a nadie.

En cuanto a la Iglesia y sus diatribas de estos ¿últimos tiempos? Aquí no hay un ataque a la familia como Institución, al contrario se defiende a ultranza a la familia, pero no a la familia que según la iglesia es la “natural” porque así de derecho divino se nos ha revelado.

La familia que las leyes defienden, y porque así debe ser en un estado de Derecho en el que todos las creencias y formas nucleares de familia y que también deben ser tenidas en cuenta, tienen cabida. Pero no como un derecho más de un grupo minoritario que está al lado de la tradicional familia, sino como todo un conjunto. Es decir, no están las familias según concepción divina y las demás. Si no que todo es familia, todo es matrimonio –si así lo afirma la ley. El problema para la Iglesia es que como ya afirmara Dostoieski, si Dios no existe, todo está permitido.

Ahí están los miedos, el problema es que a la iglesia se le sigue cada vez más desmoronado el edificio y ve como la base de su enseñanza, que se basa en un hecho último como es la procreación, se ve atacada en sus cimientos ideológicos.

¿Qué será lo próximo?, ¡dirán ellos! si todos los arcaicos valores que defienden van desapareciendo o mutando a base de leyes no divinas. Deben tener en cuenta que las sociedades occidentales van estando maduras y cada vez más impermeables a la luz celestial que guíe sus pasos.

Aún así, las ideas son libres y con más de dos mil años de creencias, más o menos fundada, nadie debe cuestionar a los demás., Lo que no es admisible es que la iglesia- siga anclada en el medievo y quiera negar la semántica del matrimonio sólo para unos pocos. Hay que recordarles que las leyes no las hace -hace tiempo ya y por lo menos en occidente- Dios, sino los hombres, y si el Parlamento dice qué es el matrimonio y quiénes son los que pueden contraerlo a eso hay que atenerse.

Asimismo, no ayuda nada la utilización política que de una manera absolutamente vergonzosa se ha puesto de manifiesto en la Plaza de Colón el otro día, con la intervención directa del Papa y varios días después éste hablando del peligro que supone el ataque a la familia formada exclusivamente por un hombre y una mujer. ¿El hecho de que seamos la puerta de Europa para Iberoamérica pone en peligro la captación de adeptos a su fe?

La radicalización de este nuevo Papa a las formas más rancias de la simbología cristiana y terminando de apagar lo que de rescoldo queda del buen trabajo comenzado por Juan XXIII no hace más que arrinconar a una gran parte de la sociedad que ya ha perdido sus miedos y no necesita guías de ningún tipo pues ha madurado.


Religión e Iglesia son cosas distintas, y el problema es que en España no nos merecemos tener la que tenemos. Los creyentes –y los que no lo son- necesitamos de una iglesia adecuada igual que la sociedad necesita una oposición que no sea de extrema derecha.

Otro problema en España es la alineación que siempre ha tenido la iglesia con los represores, no sé sin con ánimo de estar siempre con el poder, siempre ha sido así- sea cual fuere o por el hecho de que son los que mejor uniforman las ideas.

La Iglesia debe tener su sitio, pero si Dios existe estoy convencido que no está sentada en la misma mesa que Él. A las pruebas me remito.

Anónimo dijo...

Creo en algo, llamémosle Dios. Alguien tuvo que crear los elementos (carbono, etc.) que componen todo lo que existe. Creo en Jesucristo como creo en cualquier hombre superbueno. Pero mi Dios no perdona ni castiga mi Dios me acompaña, me da fuerza, me escucha. He sido católica practicante hasta la adolescencia; era una niña obediente y mi madre creía, hubiera sido budista si mi madre lo hubiera sido. Un día, en plena adolescencia, leí algo sobre el marxismo… Esto unido a otros acontecimientos dio fin a mis creencias religiosas. Me preguntaba: ¿Cómo pueden tener tesoros y no dar de comer al hambriento ni de beber al sediento ni posada al peregrino? ¿Cómo apoyan...? Eran tantos los cómos que… Su historia…

Por otra parte, creo que no es sólo España la que está dividida; somos los humanos los que estamos divididos. Divididos entre los que consideran que no todos somos iguales - no tenemos los mismos derechos y deberes – y los que pensamos que todos somos iguales - nacemos, crecemos, nos reproducimos… y, por tanto, tenemos los mismos derechos y deberes. Vamos… entre clasistas y no clasistas. Esto se repite en todas las épocas y lugares y algunas veces tiene que ver con la religión y otras no. Pero hay que ir acercando posturas.

La Iglesia católica es como otras muchas iglesias, como muchas otras religiones. La religión, desde mi punto de vista, no es algo objetivo, porque hay muchas y ser cristiano (católico, anglicano, ortodoxo, protestante) o musulmán, budista… depende, por lo general, del lugar de nacimiento…
La religión católica nos habla de un solo dios, de ricos, pobres y caridad, del perdón de los pecados, pero no percibo que hable de igualdad (de iguales) ni de la justicia que conlleva esta igualdad. No sé igual me equivoco…

Mi ÉTICA habla de igualdad y justicia… de procurar no errar y si erramos por ira, avaricia… procurar, si es detectado el daño causado a otro o a uno mismo, intentar rápidamente remediarlo y prometerse no volver a caer en ello, ¡difícil!, pero se trata de intentarlo una y otra vez; se trata de intentar ser bueno por encima de nuestras heridas. Soy de las que creen que el hombre es bueno por naturaleza, pero el dolor físico y psíquico nos desequilibra, nos arrastra hacia la alianza anómala – que nada tienen que ver con la sana. Nos arrastra hacia esa alianza de “buenos” contra “malos” y viceversa. Pero que clasificación más… Hay que ser muy fuerte para no caer en esto y estar continuamente intentando ser bueno, comprender al otro, solidarizarse con el otro, ser tolerante con el otro – cosas que nada tienen que ver con la caridad ni con buenos y malos. Ésta es la ETICA que intento practicar y la que creo muchos intentan también... Es una ETICA sin uniformes ni velas ni catedrales ni parafernalias, pero con mucho amor a la justicia, a la paz, a la suma, a la alianza sana. Pero… cada uno puede pensar como quiera y actuar como quiera mientras no se salga del marco Constitucional y no pisotee los Derechos Humanos. Respetaremos, aunque nuestra idea de justicia nada tenga que ver con las de otros, intentaremos aproximarnos para ir acercando posturas. Sé que hay muchos sacerdotes, monjas y cristianos (también en las demás religiones) buenísimas personas, justos y partidarios del acercamiento, del progreso.

Iré a las iglesias siempre que sea necesario, a acompañar a un amigo en su boda, a enterrar a los creyentes, a… Me casé por la Iglesia… No he apostatado, convivo con los católicos, practicantes y no practicantes, muy bien, a veces hablamos del tema y cada uno expone su idea con respeto. También conozco a personas que no creen o que profesan otras religiones y también bien. Y cuando necesito confesarme, cuando no sé que camino seguir, acudo a un buen amigo o a un...
Siento la extensión, pero el tema es… Saludos Mari.

Anónimo dijo...

!Hola fieles amigos!
"Comulgo" con muchos de vosotros, tanto, que parece que vuestras almas y vuestos espiritus están en mi interior, sobre todos los hermanos LACIMURGA Y RICARDO han escrito por mi (mucho mejor, claro)

Aunque parece, que la Iglesia, para algunas cosas, se sube al carro de la modernidad: calendario 2008 de jovenes sacerdotes (guapetes). Que Sabios!

Desde A. S. S. un saludo cordial

Anónimo dijo...

Hola a todos: Se han dicho cosas muy interesantes en lo que se lleva escrito, así que poca aportación me queda, aunque me han hecho reflexionar dos puntos del amigo " la miradadelotro....." Sobre el sincretismo y el concepto de religioso y religión, así como la posibilidad planteada estos dias del cierre de las clinicas de interrupción de forma indefinida....
Gracias amigos una vez mas por hacerme reflexionar y gracias a Guillermo por el tema planteado y su sinceridad.

Antonio Campos Méndez dijo...

No me voy a extender mucho, pero me cada vez más tengo una opinión: puede que crea en Dios, pero cada vez menos en la Iglesia, por lo menos no en la que nos ha tocado vivir en nuestros tiempos.

milagros dijo...

Hola a tod@s; ya dije en un mensaje anterior que soy socialista y cristiana, pero no he estado nunca de acuerdo con la jerarquía eclesiástica. No soy practicante, sólo voy a la iglesia cuando creo que lo necesito. Hace unos días fuí a misa y en la homilía el sacerdote dió un mitín político en toda regla.....eso ya no lo pude soportar. Hablaba de la familia y como dice un periodista..¿cómo pueden defender una familia tradicional si ellos no han formado la suya?. La familia la hace el amor, el cariño y no el número de sus miembros ni sus tendencias sexuales. Yo los respeto, y por ello pido lo mismo para los que no piensen como ellos RESPETO Y TOLERANCIA.
Un abrazo a todos.
Milagros Aparicio.

José Manuel dijo...

Hoy Benedicto XVI ha bautizado a 13 niños, la misa la ha dado de espalda a la audiencia, así es como se pretende que se den las misas ahora.

Creo sinceramente que se equivocan volviendo al pasado, hay que mirar de frente a la gente y ver que es lo que piensan.

Y además quieren que las misas se oficien en latín. Sin comentarios.

Creo que el próximo Papá tendrá que ser más acorde con el Siglo XXI, de lo contrario pienso que el distanciamiento irá aumentando.

Un saludo.
José Manuel.

Anónimo dijo...

Hola amigos y amigas, me incorporo por primera vez a esta plaza. Me parece interesante el debate abierto, viejo y novedoso a la vez, Iglesia y Estado. Desde bien pequeña senti que las ideas religiosas no eran lo mio, y cuando tuve conocimiento del nombre me llame agnostica, yo decia si Dios existe es su problema. Hoy en dia bastante mas mayor, me afianzo mas en las ideas anticlericales, soy atea. He leido todo lo que Guillermo ha escrito, estoy de acuero en que el respecto a las ideas es lo mas importante, el problema es cuando unos se aprovechan del buen talante de los otros para intentar imponer sus ideas. Creo que eso está ocurriendo con la iglesia en estos momentos, pretende imponer unas ideas con las que muchos y muchas no estamos de acuerdo, aprovechando que vivimos en una sociedad tolerante con la diversidad.

Hitos dijo...

Con todos mis respetos...esto parece una presentación de alcohólicos anónimos.
Mi turno.
Soy atea clandestina. Si si, atea en la clandestinidad. Mi madre es de misa diaria y si mi hijo no hace la primera comunión le da un patatus, ¿para que le voy a dar semejante disgusto?
Cuando el mayor dijo que no la hacia fue un verdadero drama por lo que terminé convenciendole de que la hiciera. Cuatro años después ya tengo más experiencia y menos comedura de coco. Ya no sufro por esa doble moral que me reconcomía hace 4 años. No creo que exista ningún ser superior, creo que después de la muerte no hay nada. Me encantaría creer en un dios que canalizara todo lo bueno y lo malo que me ocurre (lo que se llama balones fuera) y que después de muertos hay una resurrección (otra oportunidad). Procuro no decirle nada a mi hijo, cada domingo estoy dispuesta a preparar al muchacho para que acompañe a mi madre a misa.

Lo que me parece inadmisible son las barbaridades que dice la orientadora del instituto del mayor, burradas como no usar preservativos ¿para qué? si hay que llegar virgen al matrimonio, que las fuerzas y el empuje hay que echarlos en el estudio. Que manía tuvo siempre la iglesia con hacer pecaminoso el disfrute del cuerpo.

Otra cosa, los obispos y curas y demás representantes de la iglesia pueden aparecer en las listas electorales ¿no? pueden presentarse a diputados ¿no? Si son elegidos podrán hacer normas y leyes y esas cosas ¿no?. Pues si quieren hacer política tienen el camino abierto, pero lo suyo es que la hagan en las mismas condiciones que el resto.

Antonio Parra dijo...

Tema de candente actualidad. Te felicito por ponerlo encima de esta mesa. Coincido contigo al cien por cien lo que apuntas en tu entrada, pero además me voy a permitir el "lujo" de abundar en el tema de forma un poco extensa, pero creo que la cuestión merece la pena.

En realidad el tema no es de los últimos días, sino de los últimos siglos. No es ninguna novedad para nadie que los dirigentes de la Iglesia Católica han constituido una fuerza poderosísima en la vida pública española a lo largo del tiempo, disfrutando de una situación envidiable: sólo responden ante Dios, que, además, supuestamente, les inspira. Al igual que en otros países de nuestro entorno, como Irlanda, Italia, etc.


No me detendré a hablar de la Inquisición, la Santa Inquisición, porque es un tema histórico bien conocido. No me detendré a hablar del control de la Educación de los niños o de la conciencia de los adultos durante siglos, porque todos lo conocemos. No me detendré a comentar la cercanía constante de los poderes celestiales de la Santa Madre con los poderes terrenales de los monarcas, aristócratas y oligarcas hispánicos a lo largo de los siglos. No comentaré sus malestares con las fuerzas de progreso, con el advenimiento de la 2ª República, con los gobiernos democráticos, con las reformas constitucionales, con la creación de una educación pública. No mencionaré la alineación clara de los hombres de Iglesia con las fuerzas de la reacción antes, durante y después de la Santa Cruzada Salvadora de la patria, el plebiscito armado al que dotaron de argumentario y legitimidad. No hablaré de las entradas bajo palio a los templos del salvador "por la gracia de Dios".


Yo mismo estuve en un Seminario, me eduqué con convinciones católicas, despues salí de allí y me fui a estudiar a la Universidad de Sevilla donde cursé Historia,cuando terminé empece a militar en el PSOE y a participar en la vida pública y orgánica de mi partido, hoy aún sigo en la brecha, y van 20 años. El catolicismo para mi dejo de "existir" hace bastante tiempo.
Lo que sigue no es, por supuesto, una crítica a las creencias religiosas de millones de españoles, sino una crítica política a una intervención para mí inaceptable en el tono, en la forma y en la oportunidad. Una vez más.


Los militares son ciudadanos de pleno derecho. Pero no pueden expresar en público opiniones políticas, pues ya tienen el privilegio de llevar armas en su mano. Sus argumentos no pueden verse reforzados por la legitimidad de las balas. Lo mismo podríamos decir de policías, etc.


Los dirigentes de la Iglesia, los obispos, etc., son ciudadanos de pleno derecho que ejercen sin ninguna limitación su actividad, subvencionada en muy alto grado por un estado que es legalmente "aconfesional". Pero su relevancia social nace de su papel como intérpretes del mensaje de Dios para sus fieles. Si utilizan sus tribunas para hacer política, prostituyen su papel.


Y lo hacen. Hacen política. Y la hacen muy mal. Con mentiras, exageraciones. Selectivamente.


Lo dijo Blázquez hace pocos días: "no atribuyamos la crisis de la familia a la izquierda o a la derecha". Pero ya sabemos que no todos opinan lo mismo: "en España, el matrimonio ha dejado de existir legalmente" (Martínez Camino, El Mundo, 6 de enero de 2007).


Con la historia de este país es como poco irónico que la jerarquía eclesiástica hable de libertad y de democracia para referirse a decisiones legislativas de la soberanía popular expresada en el parlamento. En un país como el nuestro, la capacidad del pueblo de liberarse de las limitaciones o restricciones ligadas, no tanto o no sólo a la doctrina de la Iglesia, sino especialmente a las opiniones en todos los órdenes de la jerarquía eclesiástica, es una necesidad para la expresión libre de la soberanía popular.


Es grave, por otro lado, que se refieran a todo lo que consideran "crisis de la familia" como si ello fuera responsabilidad exclusiva de los gobernantes actuales. El divorcio o el aborto existen desde hace décadas y el PP no se planteó eliminarlos cuando gobernó. La Iglesia no se manifestó entonces. ¿Hacerlo en campaña qué sentido tiene? ¿colaborar para que gane el PP, que ha dicho ya que no piensan cambiar esas leyes? ¿?


De los diez mandamientos y del mensaje de Jesús saco como conclusión que el ideario político que más se le acerca es el de la izquierda democrática. Igualdad, libertad, fraternidad. Amar al prójimo como a ti mismo. Pero la jerarquía eclesiástica en España va de manifa contra un partido de izquierdas, en campaña electoral, aduciendo temas morales, selectivamente achacados a ellos. No fue de manifa contra la guerra de Irak, aunque supuestamente estaba en contra. Parece que el "no matarás" no es pecado mortal si la derecha social lo avala. O no tanto pecado como el divorcio. La nulidad sí vale, porque con ello el matrimonio nunca existió...


La Conferencia Episcopal, dirigida por algunos 'duros' como Rouco Varela ha entrado en la cancha, recuperando un hábito nacional nunca perdido del todo. Agita la moral y la supuesta legitimidad de su hilo divino. Pero olvidan que este país está habitado por ciudadanos libres y tiene el gobierno que elige en las urnas. A mí no me pueden venir a agitar el fantasma del divorcio... hoy. Sé que lo hacen de modo oportunista. Porque en 2000, con el PP y su mayoría absoluta, también se podía uno divorciar. Y no vi ninguna manifestación de obispos. A mí no me pueden vender su pureza. Porque conozco el odio que se ha destilado, con su beneplácito, a través de la COPE. ¡Han avalado la conspiranoia! A mí no me pueden hablar de 'moral' hasta que oiga alguna censura a ciertas palabras de un obispo tinerfeño. A mí no me pueden vender preocupación por la libertad, la democracia o la constitución mientras no respeten a los ciudadanos y a sus decisiones democráticas. A mí no me pueden hablar de justicia mientras acudan a Roma a beatificar a 498 mártires de la Cruzada Salvadora y echen sapos y culebras por la boca a propósito de la Ley de Memoria Histórica.


Y la familia sí importa, claro. A cada cual especialmente la suya.

Perdona por la extensión, pero tenía ganas de de exponer mi pensamiento.
Salud Guillermo, salud a todas las personas libres de este país que entran en esta Plaza de la Cordialidad.

Anónimo dijo...

Entre cristianismo y socialismo no sólo hay compatibilidad sino afinidad.

El cristianismo es una tradición religiosa que arranca de la indignación por la esclavitud del pueblo en Egipto.

El socialismo es una tradición política que arranca de la indignación por la clase trabajadora.

Nos une la indignación moral por el sufrimiento de los pobres y las víctimas de la Historia.

Gracias al socialismo avanza el Reino de Dios.

En muchas de las políticas del Gobierno, muchos cristianos reconocemos un impulso moral:

-en la política exterior de paz,

-en la política de cooperación al desarrollo y combate contra el hambre

-en la política de igualdad de género y combate contra la violencia de género

-en la política de los derechos civiles

-en la política de conciliación entre vida familiar y laboral

-en la política social de personas con dependencia

-en la política de ciudadanía con los trabajadores extranjeros

En ellas reconocemos el "cuanto hicisteis a uno de estos hermanos míos pequeños, a mí me lo hicisteis" que decía Jesús de Nazareth.

marpesa dijo...

Hola amigos, un buen tema para el debate, sí señor. Intentaré no extenderme demasiado. Vaya por delante que me siento cristiano, entendido como alguien que se siente fascinado por el ejemplo que nos dejó Jesucristo: amor, comprensión, amistad, justicia, igualdad, humildad... (Os animo a leer el Nuevo Testamento, descubriréis a un hombre increíble).

Dicho esto, hay que conocer un poquito la Historia de la institución conocida como Iglesia Católica Apostólica y Romana. Groso modo, fué fundada en el siglo III y son considerados los Padres fundadores: San Agustín, San Jerónimo, San Gregorío y San Ambrosio. El emperador Diocleciano dividió administrativamente el Imperio en provincias denominadas diocesis. Al frente de ellas puso a una persona de su confienza para que evitara revueltas populares, a un obispo. Es decir, desde sus inicios la Iglesia estuvo gobernada por personas cercanas al poder, cuya principal tarea no era expandir la obra de Jesús, sino velar por los intereses de los poderosos y de paso por los suyos propios. Los esfuerzos y sacrificios de los primeros cristianos fueron perfectamente aprovechados en su beneficio.

Es evidente que durante estos 2000 años de existencia han surgido, en el seno de la Iglesia, personajes que sí han seguido el ejemplo de Jesús, que han dignificado esa institución y que han sido capaces de trasladar de generación en generación los verdaderos valores cristianos. Por ello existen multitud de misioneros y monjas que dan literalmente su vida por los demás, o curas en pueblos y barrios marginales que luchan y defienden a los más necesitados. Esa es la verdadera Iglesia Cristiana, no la representada por la jerarquía y la curia, ocupada siempre en menesteres menos penosos, más placenteros y sobre todo más lucrativos. Tan sólo con lo que cuesta el vestuario del Papa, esos misioneros haría maravillas.

Da una gran pena comprobar como en aquellas sitaciones históricas donde la Iglesia ha tomado parte, han estado siempre en la orilla contraria del debil, del necesitado,(justo lo contrario de lo que supuestamente les enseñó Jesús), siempre junto al poderoso sin importar que fuera un tirano, un dictador,etc,(miraron para otro lado mientras los nazis quemaban judios, apoyaron dictaduras infames como las latinoamericanas de Argentina, Chile, Uruguay, por no hablar del nacionalcatolicismo).
Además han eliminado de cuajo todos aquellos movimientos, surgidos en el seno de la propia Iglesia, que pusiera en peligro su actual status quo, como es el caso de la Teología de la Liberación.

Resumiendo, que no me extraña en absoluto la posición de la conferencia episcopal, pues hacen aquello que han hecho históricamente,trabajar para sí mismos y sus intereses, sirviéndose de Jesucristo para trasladar a la gente un mensaje manipulador, basado fundamentalmente en el miedo, (me gustaría ver lo que harían con Él si un día se presentara en las puertas del Vaticano).

Lo que a uno le pide el cuerpo es que el gobierno de este país, laico y aconfesional, dejara de sufragar los gastos de la Iglesia Católica y que sea mantenida por sus fieles, como las demás. Sin embargo el PSOE no puede hacer eso, a menos que quiera dejar de gobernar, pues, igual que el PP, es un partido de los denominados "atrapalotodo" y no puede permitirse el lujo de perder los votos de aquellos millones de españoles en los que calara el mensaje lanzado por la Iglesia y por el propio PP, de que los socialistas son todos unos ateos que se quieren cargan España, la familia, la Iglesia, etc,etc. Sería una campaña que ningún lider socialista está preparado para encajar, quizá porque gran parte de la sociedad española tampoco lo está.
Un saludo a tod@s.

yonotengoblog dijo...

Cualquier manifestación, ya sea oral o de pancarta, que se haga públicamente (y más aún desde representantes cualificados)es política, es hacer política. Las declaraciones de estos monseñores, por cuanto ponían en cuestión leyes aprobadas en un parlamento democrático, suponen un posicionamiento político. Por supuesto que no se trata de la opinión de la mayoría de los cristianos o católicos, pero confunden. El problema es que si a la gran mayoría de los católicos no les han gustado estas manifestaciones (las dos, la oral y la de pancarta)se tienen que aguantar porque no tienen urnas donde retirarles la mitra. La paradoja radica en que desde un estado laico y aconfesional se privilegie a una confesión dirigida por señores de este talante, que cada día se sienten más fuertes en sus "convicciones" porque no existe posibilidad de refutarlas en unas elecciones libres y democráticas. La pelota, por tanto, según yo lo veo está en el tejado de los católicos. Tendrán que discernir si apoyar o no apoyar esas manifestaciones. Y eso se verá el 9 de marzo. Esa es la grandeza de la democracia, que se puede opinar libremente,hasta con insensateces (vid obispo de tenerife, vid locutores de la Cope). Lo que sí que me molesta, aunque poco pueda hacer individualmente, es que no justifiquen el dinero que reciben de mis impuestos. Yo no votaría nunca al partido de Rouco y de Jiménez Losantos.

Ricardo dijo...

Después de leer los 32 primeros comentarios, donde casi todos hemos hecho una declaración personal de nuestras "ideas" y como no podía ser de otra manera los razonamientos han sido de lo más variopinto.

Creo que falta algo que no hemos querido tratar por olvido o por no echar leña al fuego: la financiación de la iglesia. Debe ser un tema complicado ya que en la primera etapa de Gobierno del PSOE en España, los que participábamos en los debates de la actuación del gobierno decíamos que no se tenía la misma firmeza con la iglesia que con los trabajadores -esto era y es cierto- y había que ordenar de una vez la sociedad española. La verdad es que seguimos casi igual y paganos siempre son los mismos.

Guillermo puedes hacer lo que quieras con el correo, ya que tiempo tendremos de discutir sobre la financiación de las iglesias. Salvo matizaciones muy relevantes, creo que cada uno debe subvencionar la suya. Un abrazo a la clientela de la Plaza. Ricardo.

Maite dijo...

Hola a todos!

No es fácil aún, y creedlo, el que todo el mundo entienda que resulta compatible eso de ser rojilla, con lo de asistir a misa y practicar el catolicismo. En el entorno eclesiástico, siempre he tenido la sensación de ser una católica de Segunda División ( con todos mis respetos) y que conste que en mi partido a veces también,todo sea dicho de paso.

Mi disgusto, a mis 32 años, es ver que lo que era simplemente una sensación se vuelve un hecho, porque amigos míos, ahora si que soy, no ya de Segunda, me dejan en Regional Preferente!!! Desde mi Parroquia se ´viajó a la "Gran Manifestación de Madrid", pero mira por donde, esta que está aquí, que no presume de beata, pero si de fiel y leal colaboradora de esa Parroquia, pese a quien pese, quedó al margen de dicho evento.

Me preocupa mas la cosa, cuando esta misma mañana, escucho como desde el púlpito el Sr. Rouco Varela aconseja a los inmigrantes "buenos" ( los legales) que hablen con sus compañeros los inmigrantes "malos" ( los ilegales)para que no comentan tantos delitos, y esta distinción tan gráfica que ha realizado el Sr. Rouco Varela, era lo que me faltaba para llegar a la conclusión que os ofrezco a continuación:

"Para el responsable de mi Parroquia debo ser del grupo de los "malos" porque no fui a Madrid, es mas, yo diría que de los "muy malos" porque además soy rojilla".

La Iglesia, como tal, no puede permitir que una fracción de la misma, abra y avive este tipo de debates, ni dentro de ella ni tampoco de los partidos políticos deben existir alienados fieles y obedientes, esa es la grandeza de los principios católicos y políticos puros, la pluralidad y el libre pensamiento.

A esta situación hay que ponerle un remedio inmediato.

Saludos, un abrazo.

jarch dijo...

Antes de nada, quiero expresar mi admiración hacía las personas que se sienten cristianos o católicos.Si personalmente me tuviese que definir en este aspecto, podría decirse que soy una persona a la que Dios no ha tenido a bien premiar con el don de la fe.Es desde este postulado desde el que el debate Iglesia-Gobierno, me parece un debate esteril; que si bien sirve en el contexto de su utilización política, tanto desde un lado como desde el otro; contribuye a crispar aún más a una ciudadanía ya de por sí artificialmente crispada. El ciudadano no necesita pastores, ni religiosos ni laicos. Seamos demócratas de verdad y permitamos que cada uno opine lo que le venga en gana.

una_buena_persona dijo...

Estimado Presidente:

Yo no le conozco personalmente y no le trato de tú, espero que algún día le conozca personalmente y pueda tratarle de forma más familiar.

En primer lugar, es la primera vez que escribo en su blog, aunque lo sigo desde hace tiempo, me parece una buena idea la de estar más cerca de los ciudadanos de esta nuestra Extremadura.

No quiero extenderme mucho, comprendo que estará Vd. muy ocupado, lo estoy yo, que tengo un trabajo normal y corriente, asi que me imagino como estará Vd.

Mi mensaje en realidad no tiene que ver nada con el tema sobre el cual postea Vd hoy, es más bién una cosa que acabo de ver a través de nuestra televisión extremeña, que por cierto dice mi madre, que al cocinero un 10!!.
A lo importante acabo de ver la reunion extraordinaria del consejo de Gobierno para planificar el 2008, y mi sorpresa ha sido mayuscula, cuando al ver los "peazo " de portatiles que tenian cada uno de Vds. todos absolutamente todos, los que han aparecido en tv, tenian el sistema operativo windows!! hasta se ha oido el tipico ruidito de cuando se enciende, y Vd. dirá ¿y esto a que viene? pues mire es muy sencillo, yo trabajo en un colegio de la provincia de caceres, dando clases de A.F.C. en la especialidad de Informática, y tengo que lidiar todos los díaas con el famoso Linex, y doy clases a mis peques, y todos dicen lo mismo, "esto no vale para nada" "aqui no hay juegos" "en casa no puedo seguir haciendo lo que hago aqui" y una muy curiosa y repetida por mas de uno de los mayorcitos "seguro que los que mandan no tiene linex en su ordenador" es una cosa en la cual todos magrebies, sudamericanos, españoles... (como vera eso si que es una aula multicultural) estan de acuerdo al 100% y bueno pues mañana tendré que decirles que tienen razón, lamentablemente, pues el primero de los extremeños y todos sus ayudantes, utilizan lo que a las demas personas que trabajamos para la administración y a mis alumnos en el cole, nos prohiben. Por favor si queremos que esto salga para adelante, tendremos que estar todos en el mismo barco, y dar ejemplo, ¿no se dice habitualmente? "en la boca de los niños está la verdad" pues en este tema desde luego si que lamento decir que si que es así.

Yo soy un apasionado de la informatica, tengo en mi ordenador, un linux y un windows, y no pasa nada, que por cierto ya podría haber elegido quien fuera, una distribución mejor para nuestros ordenadores, hay una llamada EDUBUNTU, que es simplemente perfecta para educacion y le aseguro que es libre, pero en fin, ¿quién soy yo, sino un simple monitor de informática para decirles a mis jefes que es bueno o que es malo? Esto estimado presidente, no tiene nada que ver con la politica sino simplemente con la educación y el ejemplo, como prueba de ello, soy un afiliado del PP al que Vd, sinceramente le cae simpatico, y seguramente hasta sea Vd. una persona muy valida para nuestra región y por eso me he decidido a escribirle, con el único proposito de que tome conciencia de la situación, presumimos por ahi, de S.O. propio y luego nuestros jefes no lo utilizan, ¿como les digo yo a mis niños que lo utlizen? ¿y a sus padres?

Es una reflexión unicaménte que espero tenga Vd a bién tomar, y bueno si quisiera venir a una de mis clases con mis peques, y explicarles esto que yo no soy capaz, de verdad que sería ya increible, además le invito a contemplar la mejor comarca de Extremadura en otoño, La Vera.

Reciba vd. un abrazo y perdone la impertinencia, pero no podia quedarme estas lineas en el tintero, y se que Vd. por lo menos leera, lo que mis jefes más directos, directamente tirarian a la papelera de reciclaje.

Reciba un cordial y sincero abrazo

doctor sito dijo...

Admirado Guillermo:
Yo me considero cristiano, pero no comparto muchas ideas de la jerarquía de la Iglesia. En líneas generales, mis principios éticos se corresponden bastante bien con los Diez Mandamientos.
Por otro lado, me parece bien que la Iglesia defenda sus principios y organice todas las manifestaciones que quiera.
Y por último, estoy totalmente de acuerdo con Ricardo en el tema de la financiación de la Iglesia. "Que cada palo aguante su vela".
Un abrazo.

Raimundo dijo...

Señor presidente: Como dijo Hitos (el día 13), es mi turno de Religiosos Anónimos. Confieso que me consuela que el mensaje de “un tal” Jesucristo (“todos somos hermanos”… luego, todos somos iguales), haya sido recogido por la Revolución Francesa (la Fraternidad), y hoy fundamente a la ONU (Los derechos humanos son universales... luego todos somos iguales). Parece estar a salvo. Un alivio.

Lo que pasa con la Iglesia, la vaticana, es otro cantar. Expondré lo que pienso del Vaticano, con una cierta melancolía, todo hay que decirlo. Sucede ¡Que no hay curas!. Una organización histórica, en camino de convertirse en una secta minoritaria de fanáticos. Hoy quedan un par de docenas de novicios jesuitas en toda España!. Desaparecen ¡¡los Jesuitas!!.

¿Cómo pudo pasar? Se podría aplicar la frase de Vargas Llosa “¿Cuando se “fue al garete” el Vaticano?. La Iglesia Católica nos ha deparado una interminable cadena de decepciones en el siglo XX. El de los genocidios. Cuando más se necesitaba la valentía de los primeros cristianos, solo apareció el cálculo egoísta de los grandes cardenales.

Para mí, hay dos momentos ignominiosos: uno, cuando Pío XII permitió que las SS enviase a la muerte a los judíos romanos, al final de la Segunda Guerra Mundial; cuando ya todos, y él mejor, sabían lo que significaba. Jesucristo se hubiera puesto delante del tren que los llevaba. Su representante en la tierra… Ni siquiera envió una carta de protesta. Imperdonable.

Dos: cuando unas monjas, violadas en la guerra del Congo de los años sesenta del siglo pasado, abortaron con el consentimiento (¿Y la imposición?) de la jerarquía católica. Lo que vale de puertas adentro, no sirve de puertas afuera. Sin perdón.

¿Por qué me afectan más estas cosas que la criminal postura de la iglesia antes, durante y después de la guerra civil? No lo sé.

También creo que la Iglesia Católica tuvo mala suerte. Juan XXIII, un auténtico cristiano, murió demasiado pronto. Sin tiempo para “recristianizar” el Vaticano. No me alegra que una organización, con sus luces y sombras, se convierta en una secta con su típica publicidad agresiva, dirigida a hacer saltar por los aires consensos sociales difíciles (divorcio, aborto) para conseguir influencia.

Curiosamente, al islam le puede pasar lo mismo (ya le está pasando en Irán). De ser una presencia asfixiante en su sociedad, pasa a ser dejado de lado por esa misma sociedad… en una generación. Las barbaridades de la “yihad”, colgadas en Internet, avergonzarán al islamismo durante generaciones, como la debilidad de Pío XII, la hipocresía ante el aborto y el SIDA, o la llamada “Cruzada”, avergüenzan al catolicismo.

Se acabó mi turno. Un saludo a todos

A.R.M. dijo...

Queridos amigos de la plaza, leo con asiduidad vuestros comentarios, aunque esta es la primera vez que me animo a escribir, y es que, el tema que nos ocupa me toca de forma muy personal.
Tengo 27 años, soy agnóstico, extremeño, progresista y también soy homosexual. Hace dos años que comparto mi vida con mi pareja y tenemos un proyecto de vida juntos...si os soy sincero, se me parte el alma cada vez que oigo a los obispos gritar a los cuatro vientos que somos una amenaza para el concepto de familia tradicional, que lo nuestro no puede llamarse matrimonio, es… "otra cosa"...estoy cansado, profundamente cansado, de oírles manifestar su repulsa hacia los homosexuales, alejándolos así de sus iglesias, y sobre todo, estoy cansado de que con sus declaraciones y manifestaciones intenten orientar a lo votantes hacia ya sabemos qué sector político, insistiendo una y otra vez en la ruptura social que la ley del matrimonio entre homosexuales ha traído a nuestra sociedad...
A veces, sentimos miedo, porque tanta crítica nos hace cuestionarnos si verdaderamente, somos iguales a los demás...pero no nos queda más remedio que armarnos de valor e intentar enseñar que nuestra vida no es diferente a la del resto de la gente, que nos queremos, y que queremos estar el resto de nuestra vida juntos, que los homosexuales se casan, tienen hijos y fundan una familia… y muy a pesar de la Iglesia, no se rompe España ni se resquebraja la sociedad...
Siempre he sido muy respetuoso con la religión que profesa cada uno, es una elección personal e incuestionable, pero el Estado no es una persona física, así, creo que no debe permanecer impasible a unas manifestaciones tan rotundas como las oídas el pasado 31 de Diciembre, creo que de la misma forma que se cambian las políticas sociales, sanitarias o educativas, el Estado debe replantearse seriamente su relación con la Iglesia, pues esta Iglesia que tanto me critica está, hoy día, enormemente beneficiada por el mismo, desde el punto de vista económico, educativo y social… así, me pregunto ¿debe el Estado soportar una intromisión tan meridianamente clara como la que ha hecho la jerarquía eclesiástica?...
A mi pareja y a mi nos anima mucho leeros porque creo que vuestras opiniones son un verdadero reflejo de la sociedad, una sociedad mucho más tolerante, más abierta y más comprensiva que la visión catastrófica que augura la Conferencia Episcopal para nuestro país… sin embargo, hoy mismo hemos asistido al bautizo en la Santa Sede, de 13 hijos de trabajadores vaticanos, si buscáis las fotos del evento, presidido por el Papa Benedicto XVI, podréis observar que lo han hecho como se hacía antes del Concilio Vaticano Segundo, mirando hacia su verdad y de espaldas a la sociedad…¿hasta cuando podrán navegar a contracorriente?...
Un saludo a todos

la_solares@hotmail.com dijo...

Buenas, es la primera vez que entro en esta Plaza, aunque si os leo. El tema planteado me parece muy interesante ( algunos previos me parecieron muy Light). Y bueno me he decidido a participar aunque no sé si Guillermo va a dar el visto aprobativo pues …

Me he quedado muy sorprendida cuando he escuchado a nuestro Presidente decir estos días pasados, que el Consejo de Gobierno Autonómico iba a durar tres días en vez de dos para que las señoras CONSEJERAS pudieran estar con sus hijos ejercitando el plan concilia ¿?.

No me parecería mal si hubiera dicho los señores consejeros en general…pero NO. Estoy harta de discriminaciones positivas por ser mujer, el otro dia el PP en boca de la Sra. Pastor que nos baja el IRPF, y ahora el Presi…por favor.

No me discriminen más que quiero ejercer mi igualdad de persona. Soy de izquierdas, progresista, mujer independiente y lo que leo entre líneas del mensaje de Guillermo, es una reproducción del esquema de familia que quiere la Iglesia católica con la que no comulgo y nunca mejor dicho. Somos los hombres y las mujeres que tenemos que estar con nuestros hijos, pero de forma monoparental, biparental o como a una le venga la vida. Pero dejemos de transmitir mensajes que llevan un trasfondo de esquema familiar tradicional por favor.
No he pretendido con mis palabras ofender a nadie y si es así pido disculpas.
Un cordial saludo a todos si es que este correo ve la luz, si es así te doy las gracias de antemano Guillermo.

rosario dijo...

Hola Guillermo, hola a todos y todas los amigos de esta plaza.
Soy socialista y cristiana ó cristiana y socialista, me he educado en un colegio católico pero no me he casado por la iglesia, si he bautizado a mis dos hijas, y cuando ellas sean mayores tendrán muchas dudas como yo, aunque ya hace tiempo que
están teniéndolas, pero ellas ven a la iglesia de otra forma.
Por eso no quiere decir que este totalmente de acuerdo con la iglesia, pues hay bastantes cosas que no me gustan ni me parecen bien. Pero ahí cosas que me emocionan, como ver como mi Mártir Santa Eulalia, recorre en procesión las calles de Mérida, al igual que una imagen de una Virgen me llega al corazón.... y no me da vergüenza de contarlo, tampoco tengo que esconder que soy socialista de convicción y de vocación, pues las dos cosas me enseñaron mis padres desde niña.
No pienso que hayamos roto la familia, todo lo contrario creo que hay familias nuevas y felices sin necesidad de tener que esconder sus sentimientos. La familia es el hogar de uno mismo, lo que nosotros transmitamos a nuestros hijos, amor, respeto, igualdad, dignidad .... y sobre todo llegar al entendimiento con la palabra, las leyes y el respeto a quines no piensan como nosotros.
Nosotros no debemos imponer nuestras ideas a nadie, ni siquiera a nuestros hijos, tenemos que hablar, reflexionar, entendernos, aconsejarlos, y tener todos la libertad para respetar a todos aquellos que no piensan como nosotros. Nuestros hijos escucharán nuestros consejos pero ellos, tienen la capacidad para pensar, al igual que nosotros, podemos enseñarles muchas cosas, sobre todo que sean respetuosos.

Un saludo.

Rosario

Guillermo dijo...

Un par de comentarios. Mi referencia a la conciliación de la vida laboral y familiar con las consejeras del gobierno que presido, tiene una razón muy sencilla. Solo las que son chicas tienen hijos pequeños.Los varones o no tienen hijos o los tienen ya mayores. Respecto a los portatiles del Consejo decir que tiene razónes aunque no toda la razón. Por ejemplo, yo no tenía portatil en esa imagen. Nosotros usamos linex con mucha frecuencia y muchos programas abiertos. Como cualquiera, luego en su vida cada uno hace lo que quiere. Gracias en cualquier caso por sus comentados de coherencia.
Era sólo por matizar.
Un saludoa fectuoso
Guillermo

Fernando dijo...

No todos los socialistas están en el PSOE. Ni todos los cristianos son hijos fidelísimos de la Santa Madre Iglesia Católica y Apostólica. Hoy cada cuál crea su propio dios; es lo más fácil, lo más cómodo. Siendo así, si cada uno define los perfiles de sus creencias, se puede ser de todo. Hay incluso quien se ha dado por religión la democracia y por dios la constitución. Toda opinión contra este fanatismo les resulta condenable. Es su dios, como todo dios joven, intransigente. Y mandan callar, y les ofende que los obispos manifiesten la opinión de su Iglesia. Ahora bien, el problema se plantea cuando se quiere guardar dos lealtades. No se puede estar en misa y repicando. O se es un buen militante del PSOE, o se levanta la voz y se dice que cien mil abortos en 2007 son cien mil asesinatos. Espero que el Espíritu Santo haya iluminado mis palabras.

Yerga dijo...

Hola a todos/as,

La religión no hace libre al individuo.
Tengo la opinión, de que la educación en religión, debe de ser algo personal, y que si yo quiero que mis hijos se eduquen en religión católica, islámica, protestante, etc, soy yo la que debo de costearme dicha educación, y no aprovecharme de los impuestos de todos los ciudadanos. Esa es mi opinión que seguramente no es la mayoritaria en nuestro país; debe de ser así, ya que a lo largo de éstos años no ha habido ningún gobierno que haya cambiado particularmente el modo de financiar la iglesia católica y con ello los colegios religiosos concertados ni las clases de religión católica en los colegios públicos.

Pero lo que más me indigna, es la politización sin tapujos a la que está llegando la iglesia católica; asiste a manifestaciones, mitinea en los púlpitos, se alía con un partido político, y en definitiva, está intentando boicotear a un gobierno elegido democráticamente por todos los ciudadanos, queriendo intervenir en la vida política de nuestro país sin tener en cuenta que ellos no son políticos y que si quieren actuar como tales, lo único que deben hacer es presentarse ante los ciudadanos con un proyecto y participar como cualquier partido democrático con sus mismos derechos y obligaciones y arropados por sus propios militantes y no refugiándose en el nombre de numerosas personas que en su día fuimos bautizados y que sin consultarnos entramos a formar parte de su organización pero que con el tiempo y sus actitudes, estamos más bien lejos de sentirnos parte de esa institución.
Un abrazo. LOREN

Anónimo dijo...

Hitos, me gusta que nos confesemos, profundicemos y conozcamos la verdadera realidad de nuestra Comunidad y me gusta tu franqueza… Me gusta también la franqueza del anónimo que denuncia al colectivo médico y sé que Guillermo lo escuchará sabiamente y hará algo al respecto. Me gusta lo que dice Ricardo y… todos en general…
En cuanto al tema de la familia en nuestro país, sólo una cosita.. Cuando era pequeña y adolescente, cuando vivía con mis padres y mis amigos con los suyos; cuando vecinos, parientes y conocidos… (hace mucho), cuando todos éramos "católicos", cuando en España no existía la democracia, pero sí la familia católica. Entonces eran muchos los niños y niñas (no digo todos) que rezaban cuando iban camino de casa; rezaban para que sus padres no se estuvieran peleando, rezaban para que no hubiera malos tratos físicos y/o psíquicos, rezaban para que hubiera trabajo, para que hubiera comida en la mesa, para que no se maltratara a ese hermano afeminado, para que no se tuviera que emigrar... Otros, aunque acompañados en casa de… machismo, autoritarismo, analfabetismo y tal, tal, “mejor”. Un poco más tarde, algunos (cada día más) rezaban para que sus padres pudieran pagar la letra del “pisito” o “casita” y del “seína” - que los llevaba los domingos al pantano cercano y donde lo pasaban “pipa” –otros, muy pocos en comparación, para que sus padres decidieran ir a veranear a la playa en lugar de al cortijo o...
Hoy, por desgracia, queda mucho por hacer, aunque, desde mi punto de vista, se ha mejorado bastante. Están en vías de desaparición muchos ismos (pasados y más recientes), pero… en fin... aún son muchas las familias (niños…) que viven con miedo y… Y me pregunto: ¿Cuál es la familia que se rompe?
¡Y claro que hoy se separan muchas parejas! Nadie quiere llevar una vida desgraciada ni que la lleven sus hijos… La familia debe buscar, al igual que el individuo, la felicidad (sea heterosexual o homosexual ), sino que sentido tiene… Saludos. Mari.

Teresa dijo...

Creo que la cuestión de la iglesia y el estado es ya un poco cansina. Por parte de la iglesia porque no parece entender que su verdad sólo le sirve a ellos pero puede no servirle a otros, y por parte del estado, sobre todo los socialistas, que también están un poco obsesionados con la iglesia.
Pero de todas formas la cosa creo que es bastante más complicada, es una cuestión de poder, no sólo de ideas y la iglesia como cualquier otro grupo con medios de comunicación, con gente que le escucha, con mecanismos de manipulación y de influencia, puede incluir y ,naturalmente, todo estado tienen que tener cuidado con eso. Por otra parte todos los estados, por mucho que proclamenn la democracia, prefieren no tener demasiados opositores, creo que siempre ha sido así en la historia y me temo, soy pesimista, que seguirá siendo de esta manera. La cuestión es que haya un equilibrio de fuerzas.
Saludos a todos

Anónimo dijo...

Cuando nací me impusieron la religión católica, me bautizaron sin pedirme opinión como a casi el 100% de los españoles.
Tengo una hija de 8 años y no la he bautizado, no quiero imponerle una religión, cuando ella quiera si lo cree necesario que abrace la religión que le apetezca.
Mi hija estudia en un colegio público de Badajoz, como otros niños que no asisten a religión( tampoco quiero imponerle la religión en la escuela) tiene una asignatura alternativa que la mayoría de las veces consiste en que pasen “un buen rato”, es mas en su horario , en la casilla de la asignatura de religión les hacen que figure lo siguiente:”no religión”
En este colegio como en muchos otros colegios publicos existen símbolos de la religión católica en muchas paredes, no quiero pensar la que se liaría si fueran símbolos de la religión musulmana.
A mí de pequeña como al 100% de los niños de este país me impusieron la asignatura de religión en el colegio y puntuaba como las matemáticas ó la historia…
Quiero que mis amigos y todos las personas que se amen puedan formar una familia si lo desean aunque tengan el mismo sexo.
Quiero que las mujeres decidamos sobre nuestra maternidad.
Quiero que cualquiera pueda divorciarse si su relación no funciona.
Quiero que la iglesia católica pida perdón por todos “los pecados” que cometió en nuestro país y en el mundo por apoyar a los poderosos, a los dictadores y por condenar muchas veces a la hoguera a todos los que no pensaban como ellos.
Quiero que las mujeres podamos desarrollarnos libremente en la sociedad y me niego al papel que siempre nos asignó la iglesia de ser menos que los hombres y de tener que cumplir con nuestra función reproductora (Juan pablo II respondió a una misionera sobre el papel de la mujer en la religión cristiana y , refiriéndose a la virgen maría ante la cruz, “ no olvide, madre, que el papel de la mujer es arrodillada ante dios”)
Quiero que cualquiera pueda utilizar métodos anticonceptivos.
Quiero que quien lo desee pueda mantener relaciones sexuales sin tener que estar casados.
Quiero que quien lo desee pueda vivir con su pareja sin tener que pasar por el altar.
Quiero mas justicia social y menos caridad.
Quiero que mi hija tenga la suficiente información y educación como para no considerar un acto impuro cuando reciba la llamada del deseo.
Quiero que la iglesia católica sea una organización democrática.
Quiero que no existan representantes de la iglesia católica en instituciones y organismos públicos como hospitales, prisiones, ejército, colegios etc, financiados con dinero de todos o si existen que lo financien los fieles de esa religión.
Quiero que se regule las molestias que generan muchas actividades de la iglesia tales como las campanadas a horas de descanso.
Quiero que la iglesia católica nos respete a los que no pensamos como ellos, tal y como respetamos los no creyentes a los creyentes.
Quiero que la iglesia católica de nuestro país acepte los resultados de las elecciones democráticas y respeten al gobierno que quieren la mayoría de los españoles.
Besitos para todas y todos y disculpadme por la extensión.
Asun.

Rosario Torres dijo...

Después de leer con detenimiento tu propuesta y las entradas que hay en el blog me he decidido a participar por primera vez. Me gustaría, querido Guillermo que me aclararas algunas cosas. Por ejemplo. ¿Por qué debo respetar a un colectivo que no me respeta?
¿Por qué tengo que respetar a alguien que llama asesinas a las mujeres que abortan, ejercitando un derecho recogido en la ley mientras ellos consientes e incluso propugnan la pena de muerte en algunos países?
¿Por qué me tengo que callar y soportar todo lo que dicen de los homosexuales cuando la iglesia intenta ocultar y esconder a los curas homosexuales y pederastas?
¿Por qué tengo que consentir que digan, los responsables de la jerarquía eclesiástica, que las decisiones de un parlamento atentan contra la democracia y no puedo yo decir que lo que atenta contra la democracia es la imposición que de la moral cristiana quieren hacer sus responsables? ¿Por qué, Guillermo? ¿Por qué tengo que respetar a quien no me respeta? ¿No son los católicos los que predican aquello de poner la otra mejilla?
Parece que lo que pretenden es que seamos los demás los que pongamos la otra mejilla para que nos den dos veces.
No será, querido Guillermo, que ese silencio que mantenéis los que os definís como cristianos y socialistas sobre todo lo que hace la jerarquía eclesiástica está consintiendo y amparando semajantes barbaridades. Por ciero, muchos de los que estaban el otro día en Madrid eran los mismos que van a las manifestaciones de la AVT y dicen cosas como "Zapatero con tu abuelo". ¿Es que nos estás pidiendo que respetemos a esos ciudadanos? No sería más cristiano que les pidieras a ellos que nos respetaran a los demás. Piénsalo. Igual el problema es de esa mayoría silenciosa que sigue silenciosa y que no se atreve a levantar la voz como hizo Jesucristo en el templo. Porque con vuestro silencio estáis siendo cómplices de todo lo que los prelados hacen en vuestro nombre; pensadlo, por favor.
Por cierto, lo de la conciliación de la vida familiar de las CONSEJERAS, mejor ni comentarlo, a veces el subconsciente dice cosas que el consciente no se atreve.
Lástima

Anónimo dijo...

Abierto el debate de la religión y las ideas políticas, creo que más que un debate de si son compatibles el cristianismo y la izquierda (que no necesita debate puesto que la mayoria tiene ideas religiosas y políticas) lo que hay que mirar es si la jerarquia eclesiástica puede hacer política en favor de la derecha española y verter opiniones en contra de un gobierno elegido democraticamente
salu2

Ivan dijo...

Soy creyente.
Creo en Dios. Pero no en sus "representantes" en la tierra.

Creo firmemente en que existe un solo dios (llamesele como se le llame), pero que en cada parte del mundo se le ha manipulado para que sirva a los intereses de las personas que lo han hecho.

Cuando me casé, escuché atentamente lo que el sacerdote nos estaba diciendo. Y mientras aceptaba ante Dios y todos los presentes, cosas como que el matrimonio va dirigido a tener hijos y a criarlos en la fe cristiana (lo cual me suena un poco a secta, con perdon), pensaba que si alguna vez incumplia mis promesas, deberia ser Dios, al final de mis dias, quien juzgase si hice mal o bien, NO su iglesia.

Creo en la familia. Es la base de nuestra sociedad.
Pero la iglesia catolica, no tiene la "exclusiva" sobre el significado de dicha palabra.
Porque.... son mejores familias las que dejan a sus hijos en un contenedor? o las que queman con cigarrillos a bebes, les rompen la cabeza o las costillas? Son mejores esas familias que las homosexuales?
No estoy demasiado a favor de que los matrimonios homosexuales tengan hijos, pero estoy mil veces a favor de que este tipo de parejas crien a niños,que son muy deseados, antes de que esas familias "tradicionales" maten o maltraten a seres inocentes.

Ciertamente, como comentan otros blogeros, la iglesia no ha salido a la calle en contra de la guerra, ni ha excomulgado a los terroristas (en ocasiones los protejen) o a los dictadores, ni ha hecho manifestaciones cuando han salido a la luz casos de abusos a menores en su seno (incluso los han intentado tapar).
Pero despues de esta ultima manifestacion, lo mas impresionante es que el candidato del PP a las proximas elecciones diga que "algunas leyes las derogaremos y otras no" sin mojarse por miedo a perder votos.
Porque tambien se puede ser de derechas y homosexual a la vez, gracias a las leyes que promueve la izquierda. Solo algunos militantes del PP han salido en las fotos de su boda porque tienen cargos en el partido, pero cuantos mas habra que no salgan en foto y se hayan casado, divorciado, abusado, matado, etc.?

Y para terminar, con el dinero de TODOS LOS ESPAÑOLES (incluso de los españoles musulmanes, que ya hay muchos) se les esta pagando a estos señores.
Que se les eliminen las subvenciones YA. Que se financien con sus colegios, sus iglesias, sus emisoras de radio y sus partidos politicos (si no tienen el suyo propio es porque no quieren o no les interesa).
Y si al profesor de religion se le paga con dinero de la consejeria de educacion, que sea la consejeria quien elija al profesor. Que si lo hacen ellos, discriminan!!!

Gracias.
Perdon por la extension.

PD: Lo de los sistemas operativos, casi mejor para otro tema de otro dia, no?

oistrakh_spirit dijo...

Video del SPOT de las autonómicas, en su versión breve, 2 minutos y medio, aprox.

http://www.youtube.com/watch?v=LpYcRcslm_I

Si a Guille le parece bien podría en la configuración ponerlo en la página principal, es bastante fácil. Estaría colgado a modo de "contrato" virtual. No tanto para quienes creemos en él profundamente, pero quizá para aquellos que aún no le conocen suficientemente. El SPOT es verdaderamente bueno bueno.

* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

loren dijo...

Hola,sobre este tema quiero decir que soy cristiano por decir algo porque puedo pensar ¿que es ser cristiano?,ir a misa,darse golpes de pecho en la iglesia,ayudar economicamente a la iglesia ect....,pues puede ser que si o no,para mi ser cristiano es respetar,valorar a las personas,hacer buenas obras ayudando a los demas sin dis tinciones,por eso lo unico que digo que no estoy deacuerdo con algunas decisiones de algunos representantes de la iglesia ni de la politica,pero no con todos.

Creo que es una tactica para las proximas elecciones,vuelvo a quedar claro que respeto las opiniones de todos aunque no las comparta y de vez en cuando me ponga un lacoste o tenga un coche bueno,gracias a lo que curro claro.

Tambien creo que a la iglesia el gobierno debe ayudarla economicamente hasta cierto punto,como puede ayudar al sector empresarial o agricola por ejemplo,pero tambien ella de debe de encargar de generar intereses como cualquier empresa.

En definitiva soy religioso pero no lo practico mucho,pero me gusta hacer el bien para los demas sin preguntar si es catolico o no,si es de derechas o de izquierdas,si es blanco o negro y asi deberia funcionar la iglesia y el gobierno,ES MI OPINION,GRACIAS.

otro más dijo...

Ya hay bastantes comentarios, pero aún así me decido a escribir algo más aunque breve.
La iglesia católica la conformamos todos los cristianos católicos y de hecho somos iglesia. Los que mandan son personas y pueden estar o no acertadas en sus decisiones, pero son humanos y tenemos que admitir al igual que en nosotros mismos los fallos y los aciertos que tengan en la ejecución de la toma de decisiones.
Respecto al resto de los cristianos y tmbién a los católicos, ha de movernos por encima de todo, como decía en un anterior comentario una persona que ya no es "cura" el sentir del amor al prójimo y más si ese prójimo es débil, es pobre y necesita de nuestra ayuda y de nuestra solidaridad. Esa si que es la tarea de los cristianos y como decía otro comentario anterior, hay cosas que es mejor no tocarlas porque las "jodemos".

Presidente,he de agradecerle cuando quiso venir donde ya sabe para hablar de este tema que le propusimos y aunque no ha podido estar físicamente, si veo que no lo ha echado en olvido y lo trata desde esta "plaza".

Un saludo a tod@s

Ricardo dijo...

Guillermo, un comentario de los 55 primeros que he leido me ha hecho que me hierva la sangre como en mis rabietas de pequeño. Déjame que diga: ¡MUCHACHO, EFECTIVAMENTE, EN LO QUE HAS ESCRITO TE HA ILUMINADO TU ESPÍRITU SANTO!.
Más comedido no puedo ser. Ricardo.

P.D. Estuve leyendo que en los mensajes de móviles las mayúsculas eran muestra de ira y lindezas similares. Las mías van en esa dirección.

Petere dijo...

Estimado Guillermo:
Creo que has hecho bien en entrar en el ‘debate de los obispos’ porque el asunto lo merece. Se trata de un tema político, no eclesiástico ni teológico (JCR Ibarra ha escrito un buen artículo en El País). Si recordamos la etimología de la voz ‘iglesia’, proviene del griego ‘ekklesía’ que viene a significar, en su origen, convocatoria o asamblea de ciudadanos. Y aquí está la madre del cordero lechal. Hay una asamblea de errores mantenidos, que no son fortuitos sino maquiavélicamente empleados, que conducen a la confusión del pueblo llano:
1. Dios, si existe, es una cosa (o una Cosa) y la jerarquía de la iglesia católica (IC) apostólica y romana es otra. Parece que cada vez que se habla de algunos jerarcas de la IC se está hablando de Dios (cuestionándolo o alabándolo). Si alguien se anima, puede leer a un ateo irredento, Richard Hawkins, el autor de ‘El gen egoista’, y su ensayo ‘Dios no existe’.
2. En la IC, la jerarquía es la jerarquía y las bases son las bases (como en los partidos). En las estructuras piramidales, por muy democráticas que sean, el vértice está más alto que la base. Confundir a ambas (jerarquía y bases), además de falso es injusto y mezclar las ovejas borras con las merinas, valga la cita ya que empezamos con el cordero.
3. Dentro de la jerarquía de la IC, como en las bases, hay de todo. En el debate que nos anima, el asunto es tan diáfano –al menos para mí- como que tres obispos, arzobispos o cardenales (jerarcas de jerarcas o capi di capi) demuestran, cada vez que pueden, su repulsa a la convivencia pacífica (su emisora no pregona el amor al prójimo, precisamente). El calificativo de estos jerarcas que lo ponga cada cual. Yo sólo sugiero que no se hable de Dios (que es una idea real o ficticia de cada uno) cuando nos referimos a los jerarcas autoritarios y antidemócratas y que no se identifique a la Iglesia llana y sana con esta minoría poderosa y combativa. Iglesia son los curas, monjes, monjas y seglares que se juegan la vida en zonas de peligro ayudando al prójimo y los modestos currantes que hacen una labor social y espiritual extraordinaria en pueblos y ciudades.
4. Si alguien tiene ganas de leer (advierto de que son sólo 1269 páginas) el documentado libro ‘Los orígenes de la Inquisición’, del profesor Netanyahu, el anciano padre del que fue presidente de Israel, y hace a la vez una lectura paralela de la prensa española actual, se quedará atónito por las similitudes encontradas después de más de cinco siglos. Da un poco de miedo (leer la prensa actual).
5. Para acabar: ‘Nadie es bueno, sino solamente Dios’ (Vulgata, Evangelio de Lucas, 18,9). Si existe, porque si estos son sus más cualificados funcionarios en la Tierra, menuda plantilla.

Antonio S. Buenadicha dijo...

Las leyes civiles no tienen nada que ver con las leyes religiosas. Cuando un dioputado vota una ley no está diciendi dónde está la verdad ni quién es el verdadero Dios. Tan solo expresa su visión de cómo debe organizarse una sociedad para que en ella se encuentren cómodos los creyentes de una religión o los no creyentes y pueda cursar su vida sin que sse resientan sus creencias y su libertad.
La Iglesia, como cualquier grupo, sindicato o persona que se considere afectado por una futura ley, debe intentar influir en la opinión pública y en el legislador. Pero la fuerza de sus propuestas no viene de la fe sino de las razones que las acompañen, pues no se trata de legislar para creyentes. Y la ley civil se hace co aquello que tenemos en común: LA RAZÖN.
Una vez aprobada una ley, si no es coactiva ( Aborto, matrimonios gay...) la iglesia, y cualquiera, puede orientar a la gente recomendando seguirla o no, pero sin incriminar a quienes no les hagan caso, pues se trata de opciones vitales. Pero si la ley es coactiva no queda más que acatarla. Ahora bien, puesto que la ética no está hecha definitivamente nunca y las leyes son siempre mejorables,el campo está abierto para presentar otras alternativas y buscar su reforma por los medios lelales. Porque ser moral consiste en mejorar la moral. Si no fuera así aún estaríamos gobernados por leyes de los romanos. Existe también un prograso moral. Véanse los nuevos conceptos legalesds que han entrado en las legislaciones.

Alicia Vernok dijo...

Hola Guillermo:

Te defines como solicalista y cristiano, así que te pregunto que qué opinión te merece la supuesta tortura de una persona por parte de la Guardia Civil que estos días ha saltado a los medios, como socialista y como cristiano.

Y ahondando en el tema, creo que no tienes competencia, pero, ¿vas a poner algo de tu parte para que las comisarías y cuarteles cuentes en sus salas de interrogatorio con cámaras que graben lo que allí ocurra, como se está haciendo en Cataluña?

Gracias.

Manuel Aguilar dijo...

Muy buenas a todos. Felicidades, Guillermo, por tu valentía y por el tacto que has tenido a la hora de tocar el tema y de exponer tus sentimientos.

Hace tiempo que se viene hablando del asunto. Creo que más que dar importancia a la compatibilidad de ser socialista y cristiano, sería conveniente darla a las relaciones Iglesia y Estado. El ser más o menos cristiano, ¿cómo se mide? ¿con un cristianómetro?

No entiendo cómo la Patronal del catolicismo español (Conferencia Episcopal) ha ido ganando terreno en el escenario político. Y ya metidos en faena, tampoco entenderé cómo algún partido político, si gana las elecciones, quiere crear un Ministerio de Bienestar Social y Familia; o sí lo entendería si se tratase de devolver favores a la Patronal católica por la últimas manifestaciones, críticas abiertas al gobierno y llamamientos de masas, por el asunto de la unidad familiar, la negativa al aborto, a la unión de homosexuales, etc…

El caso es que la Iglesia no se debe identificar ni con gobiernos, ni con partidos, ni con la política tradicional; y mucho menos meterse en ese terreno fangoso de la política. ¿Acaso la Iglesia ha recibido críticas de cómo se eligen los Papas, cómo se eligen los poderes fácticos de la Conferencia Episcopal, de su patrimonio, de sus actuaciones…? Hay miedo, nadie dice nada; pero últimamente a la Iglesia se le concede todo.

En fin, de todo este asunto, me quedo con tu valentía, Guillermo, por lanzar este tema.

Un saludo a todos.

Teresa dijo...

Creo que la religión católica, digamos sus símbolos, su arte, lo que de cultura puede tener, nos pertenece a todos, creyentes y no creyentes, la iglesia como institución no puede apoderarse en exclusiva de dos mil años de cultura occidental que, guste o no guste, está vinculado al catolicismo. Yo reivindico el que los no creyentes puedan sentarse en una iglesia a respirar el sosiego y ha hablar con su interior, reivindico que puedan utilizar lo que ha sido símbolo del mundo occidental. ¿por qué no? No pasa nada. Y además en última instancia Dios no es tan simple.

oistrakh_spirit dijo...

Una cosa es el mensaje de la Iglesia como institución y otra bien distinta el comportamiento de las distintas personas que la conforman. Muchos católicos, como yo mismo, sabemos de nuestros infinitos errores. Y tratamos de mejorar. Igual ocurre con los no católicos, no creyentes, agnósticos, ... cualquier persona. Cualquier persona que quiera ser alguien decente se enfrenta diariamente a sus fallos y tentaciones. Y cae. Y se levanta, para mejorar.

No confundamos a las personas, que somos débiles y caemos permanentemente en nuestras bajezas: odio, egoísmo,... con el objetivo a alcanzar. Unos intentamos apoyarnos en la fe y la doctrina de una religión. Otros van por su cuenta.

Respecto del apoyo a la Iglesia Católica por el Estado, simplemente se está a lo suscrito con la Santa Sede por el Estado Español y a la la legislación al respecto, que por cierto, apoya a muchas otras confesiones. Pero lo queráis decir o no, y aunque estemos en un estado aconfesional son millones los españoles que profesan esa fe. Si estuvieramos en Rabat no sería así.

Para finalizar, respecto de las opiniones emitidas por los dirigentes de la Iglesia pues no hay que dar más importancia que la que tiene. Y es el ejercicio de la libertad de expresión. A ver si ahora vamos a dirigir las opiniones de los demás, cuando en el entorno terrorista dicen lo que les place y no pasa nada. A ver si resulta que el jueves puede tener libertad de expresión y la Iglesia no.

* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

calabazon dijo...

Me considero cristgiano pero no catolico pues se que Cristo fue un gran hombre que se asemeja a mis ideas de socialista, no siendo así la Iglesia que mas bioen tira para otro lado como yá se vé por asus declaraciones que para mi son ancestrales
A Zapatero le tachan de todo como si fuese un demonio que quiere estropear la dfamilia y aqcabar con la democracia, es vergonzoso, oyendolos parece que nos vá a venir una ecatombe o algo parecido en fin que con todos los respeto no esto de acuerdo con wellos

calabazon dijo...

Me considero cristgiano pero no catolico pues se que Cristo fue un gran hombre que se asemeja a mis ideas de socialista, no siendo así la Iglesia que mas bioen tira para otro lado como yá se vé por asus declaraciones que para mi son ancestrales
A Zapatero le tachan de todo como si fuese un demonio que quiere estropear la familia y acabar con la democracia, es vergonzoso, oyendolos parece que nos vá a venir una ecatombe o algo parecido en fin que con todos los respeto no esto de acuerdo con wellos

Paco Martín dijo...

OPINO
Este tema pasará a la historia de nuestro "guiness" como blogueros. Es increíble dónde hemos quedado los 350 caracteres como mínimo. Felicidades porque hemos hecho entre todos una encíclica memorable. Pero no quiero pasar por alto, un post de entre todos los buenos que hay aquí arriba y problablemente por debajo. Ser cristiano, o cualquiera de las religiones se reduce a ser... buena persona. Es precisamente en éste, que alguien se pregunta por unas torturas de la Guardia Civil, esa que nos pone multas, pero hace su trabajo de paso. Soy el primero, el primero, que repudio a los GAL, y lo digo yo que me siento orgulloso de ser una victima del terrorismo, del terrorismo de ETA. ¿Qué tiene de buena persona, y que me diga alguien que piense o no le dejen pensar en su mundo, alguien que dispara por la espalda, que miente cuando quieren hablar, y que pone la sangre antes de sus ideas?. Lo curioso es que sus siglas se traducen al castellano, y en mitad tienen puesta la palabra libertad. Un amigo mio me dijo una vez, lo que no se lucha, no se merece. Y creo que nos hemos ganado un mundo, y tenemos derecho a luchar por un mundo mejor. Pero no en todas las luchas hay que llevarse por delante a nadie, sino dejar que libremente cualquiera, pueda vivir para estar dentro de nuestras aspiraciones. Atte. El soñador de guardia.

Anónimo dijo...

Aparte de todo lo dicho, hay otro matíz interesante:
Se trata de analizar qué tipo de presencia pública creemos que deben tener hoy día los cristianos de a pie. No me refiero a obispos , ni tampoco a los casos estos que habeís nombrado de misioneros ejemplares, etc. Me refiero a los cristianos corrientes y molientes, que todavía -sorprendentemente- no se han "desapuntao" del tema, y campean como pueden éste y otros temporales...

Hago esta pregunta porque independientemente de todas las cuestiones históricas que se han dicho ya aquí en el Blog, me parece que hoy por hoy, los cristianos que todavía queden apuntaos (pocos, tal y como está el patio), la manera como tenemos que estar en la sociedad, creo que no debe ser con ese tipo de presencia reivindicativo y vocinglero, porque eso contribuye a que nos pongan todavía la cara colorá.

Me parece mucho más adecuado a estos tiempos, y más transformador, una postura de no ocultar cuales son nuestras creencias, pero canalizar nuestra participación no en tantas manifestaciones, sino en otras estructuras que ya existen en la sociedad y que son mucho más transformadoras: una ONG, un partido político, una asociacion...
Y desde ahí, cuando uno se tenga que enfrentar a una Ley que individualmente no comparte, pues hacer los razonamientos desde la base,en proceso, en trabajo cotidiano y si no somos atendids, porque estamos trabajando codo a codo con otras personas que no tienen por qué pensar como nosotros, pues admitir las reglas del juego social y democrátic y recordar que el Concilio Vaticano II llamaba "el respeto por la autonomía de lo temporal".

¡Eso es lo que hay que recordarles a algunos de nuestros católicos integristas cuando increpan a nuestros políticos socialistas!:

¡Que "lean" menos la COPE y estudien más Teología! ¡Que lean la Constitución Gaudium et Spes, del Concilio Vat.II! (Y la otra, la del Reino de España, que tampoco nos vendría mal!) TERESA

guiomar.com dijo...

Hola a todos.yo,que soy socialista desde que con trece años el amigo Jose Luis Galache nos "invitó" a la pandilla a pegar la paloma del PSP de Tierno Galván en bolsas que cosimos con la bandera de Extremadura,cuando aún me faltaban más de cuetro años para poder votar,lo soy porque en una de mis conversaciones con él me dejó muy claro(con 13 años uno se pregunta muchas cosas) que por ser y sentirme socialista(ya que las ideas habían anidado profundamente en mí)no tenía porqué renunciar a mis creencias cristianas.Aquello me convenció y me decidió ,y me entraron unas ganas tremendas de tener 18.Mi primer voto fue el glorioso 28 de Octubre del 82 y en mi casa hubo una fiesta en la que lo único que se exigía era que cada uno llevara una rosa roja,a nadie se le pedía antes de entrar sus creencias religiosas.Pero,como tu dices,Guillermo,si vivimos en un pais aconfesional,creo que no debería ni siquiera haber conflictos entre la Iglesia y los Gobernantes elegidos por el pueblo.El clero ya tiene lo suyo,lo ha tenido siempre,pues que se dediquen a ello,a difundir la Palabra de Dios,que es lo importante,y sino,vale ,tiremos de leyes y de su aplicación.Besos a todos.Guiomar.

Juanlu dijo...

Señor Fernández, presidente de Extremadura, no puedo estar en mayor desacuerdo con su sentencia "11.- Si pedimos a la Iglesia Católica que respete las instituciones democráticas, debemos también respetar lo que la Iglesia en el ejercicio de su potestad defienda y diga."

La iglesia católica merece el mismo grado de respeto que las instituciones que sustentan un estado. Semejante frase redactada por el político que gobierna mi país, Extremadura, me llena de temor.

Mientras que las instituciones son fruto del acuerdo al que entre todos los ciudadanos hemos llegado a traves de referendos o a través de la influencia de la sociedad en la toma de decisiones políticas, la iglesia es una asociación de creyentes cuyas normas y actuaciones vienen impuestas desde un lugar muy alejado del proceso democrático. Para nada merecen el mismo respeto como puede comprender.

El hecho de que todo cristiano católico deba asumir como obligación una misión evangelizadora es algo también harto peligroso para la sociedad pues la iglesia guiará sus actos. Bien sabemos todos que hace poco la iglesia se dirigió a los gobernantes españoles exigiéndoles que como buenos católicos se sometieran estrictamente a sus normas morales. Aunque claro, también se puede decidir ser un católico descafeinado, cosa que tampoco me gustaría en un político ya que espero de esa clase una cierta fortaleza intelectual.
Por tanto otro punto en contra.

Y para finalizar tengo que hablar de los principales modos en que la asociación de creyentes llamada iglesia se arraiga en este país, contaminándolo y perpetuando el sentimiento de las dos españas:

1. Las ayudas económicas a la iglesia fruto de los tratados internacionales entre España y el Vaticano. Imposibles de disolver unilateralmente. Preconstitucionales.

2. La iglesia en escuelas públicas. Bueno, ante esto sólo puedo decir "por qué". Cada barrio tiene un centro espiritual llamado iglesia donde debería darse toda la formación católica. Sé que ningún político español se atreverá nunca a hacer nada contra esta situación vergonzosa. También fruto de tratados internacionales.

Espero Sr. Fernández, que haga una reflexión lejos de los tópicos que maneja en los puntos que expone. Yo como persona no creyente le puedo decir que siempre he respetado los usos y costumbres de los demás, pero que un católico rara vez respeta mis argumentos ya que, por obligación de bautismo, no debe hacerlo por su misión evangelizadora. Un saludo y como siempre gracias.

Juanlu dijo...

POST SCRIPTUM:

Creo que aquellos políticos cuya visión social gire en torno a principios netamente cristianos deberían ser más sinceros con su fe y fundar su propio partido político. Así dejarían de desnaturalizar las gestiones de partidos netamente políticos, como el PSOE o IU, con su afán de significación religiosa (cosa lícita pero no siempre congruente).

Espero vivir el día en que pueda vivir en un Estado serio y fuerte, apartado de instituciones como la monarquía, la iglesia y los sentimientos patrióticos, y nacionalistas.

Javier dijo...

En 1869 el cura Mora publicó en Villanueva de la Vera el periódico "Los neos sin careta". En la portada, un cura se quita una careta en la que se lee "Humildad, Largueza, Castidad"; alrededor de la verdadera cara del cura se lee "Soberbia, Avaricia, Lujuria". En ese periódico el cura Mora publicó los Estatutos de la Iglesia cristiana-liberal de Villanueva de la Vera. Os copio alguno de sus artículos:
1. "El ministerio sacerdotal se ejerce gratis en esta iglesia, conforme lo hicieron y mandaron Jesucristo y los Apóstoles".
2. "En su virtud, quedan abolidos los derechos llamados de estola de pie y de altar".
3. "No obstante, los sacerdotes de la iglesia cristiana-liberal de Villanueva de la Vera estarán vigilantes y prontos de día y de noche a administrar los Santos Sacramentos a sus hermanos".
6. "Los sacerdotes de la iglesia cristiana-liberal tampoco podrán recibir sueldo alguno del Estado".
7. "Los mismos sacerdotes tendrán un cuidado especial de los pobres y desvalidos".
8. "La iglesia cristiana-liberal prescribe pocas devociones pero bien hechas y muchas buenas obras que tan aceptas son a los ojos divinos".
14. "Los sacerdotes de la iglesia cristiana-liberal son en todo iguales a los demás fieles en cuanto a rango y consideración social".
En el número del sábado 4 de junio de 1.870 el cura Mora publica este artículo adicional para completar los Estatutos: "La iglesia cristiana-liberal respeta, como el Divino Fundador y sus Apóstoles, la vocación, la libertad y el derecho natural de sus ministros en cuanto a la elección de estado civil. Por consiguiente, ni les impone ni les prohíbe el celibato, ni tampoco el matrimonio, sobre el cual jamás ha podido ni debido legislarse".

La Iglesia católica tiene el derecho de manifestar sus opiniones, pero ¿merecen tanta repercusión?.
El Gobierno que elegimos entre todos tiene la obligación de legislar sin tibieza, pero ¿no es un poco tibio en sus relaciones con la Iglesia?.
Puede que a algún católico le duela comprobar que está siendo más acogedor el socialismo que la Iglesia pero los católicos tienen el derecho de tener una iglesia como ellos deseen.

Salud, Javier.

kleinman dijo...

Estoy muy de acuerdo con Areasanitaria y casi subscribo punto por punto (menos la h, je, je). Bromas aparte, la Iglesia merece ser criticada como cualquier político, porque HACEN política. Además, tiran la piedra y esconden la mano: ¿por qué se rompe la democracia, según dijeron? Que lo expliquen, y si no, que vayan a "Hablar por hablar", donde quizás no sea necesario argumentar. Opino que habría que eliminar toda la financiación de la Iglesia por sistema y que a partir de aquí, se financiaran PROYECTOS: obras sociales, reformas en monumentos como catedrales, etc., pero vistos uno a uno; tal vez así, se dedicarían los señores obispos a predicar el mensaje de su religión y no a hacer política a diario. Amén.

oistrakh_spirit dijo...

JUANLU, Guillermo Fernández Vara no es el presidente de ningún país, a ver si vamos ahora a decir las mismas sandeces que los Vascos, Catalanes, etc... El país es España y "lo otro" se denomina:

Autonomía o Región.

La Iglesia católica, al hilo de lo que dice Guille, en el ejercicio de sus potestades, que deben respetar la normativa vigente, es obvio, puede expresar lo que quiera. Cuando se extralimite jurídicamente se actuará contra ella o quienes han pasado los límites legales.

Es bastante sencillo de entender. Tan, tan sencillo, que se hace difícil, como suele ocurrir en la vida.

* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

BOF ! dijo...

Hola a todos:
Soy cristiano y creo que es evidente que estamos presentes en muchos ámbitos. Polarizar un sentimiento tan arraigado en nuestra sociedad es más cuestión de borregos y de aprovechados. Creo que la separación Iglesia Estado no es incompatible con que la Iglesia se manifieste y defienda lo que crea justo. Todo lo demás es intentar que se modifique la idea de pluralidad que garantiza nuestra constitución
De nuevo este blog irradia cordialidad. Gracias Guillermo

Guillermo dijo...

Hola amigos. Mañana tempranito voy a Portugal.Tengo puestas muchas esperanzas en esta Cumbre Hispano-Lusa.Gracias a todos y a todas, en general, por el tono que se mantiene en los comentarios al post de esta última semana, que es complicado. Me equivoqué con lo de la conciliación de las consejeras y al intentar explicarlo y matizarlo. Hay que reconocerlo. Ha sido una semana dura no por las horas, sino por la importancia de lo que se habla, reflexiona, discute y decide. Os aseguro que de cada comentario vuestro saco una reflexión que me ayuda.
Buen final de la semana.
Un abrazote
Guillermo

Maria del Mar dijo...

Hola a todos, esta semana no queria dejar pasar sin escribir,la pasada me fue immposible, pero con el tema propuesto no podía dejarlo pasar.
Soy cristiana,practicante y de izquierdas, y como dice Guillermo no tiene porque estar reñido. Lo más importante en todo esto es el respetuo mutuo entre las personas, ayudarnos los unos a los otros en nuestras necesidades.
Hay veces que se escuchan comentarios, pero se le puede dar la importancia que se le quiera, quizas hay veces que se sacan un poco fuera de contexto.
Un saludo para todos.
Guillermo mucha suerte en la Cumbre Hispano-Lusa.

Juanlu dijo...

Ya que no deseo que se malinterpreten mis palabras debo hacerle la pequeña matización, off-topic, a Oistrakh_Spirit de que según la RAE la definición de "país" es "nación, región, provincia o territorio" y por lo tanto es más que ajustado para referirme a Extremadura.
Me gusta utilizar la palabra país por su sentido poético y porque los términos "autonomía" y "región" me parecen el uno un término exclusivamente político y el otro una forma de demarcación territorial. Ninguna de esas dos acepciones reflejarían el lugar donde desarrollo mi vida y donde se encuentran la mayoría de mis personas cercanas. Por tanto puedo decir que mi Estado es España, mi país es Extremadura y mi cultura es la occidental.

Con respecto a la libertad de expresión de la Iglesia Católica no seré yo quien tenga algún problema, en cualquier caso debería tener algún problema aquel católico que no se vea representado en sus manifestaciones.

Creo en una absoluta libertad de expresión para todos siempre que no se dé en lugar inapropiado. No concibo que en los centros de enseñanza públicos tenga cabida esta asociación de creyentes en una religión, que no cree en la igualdad entre hombres y mujeres, o indica como negativo el uso del preservativo, o que considera la homosexualidad un desorden mental (sic).
Por tanto, ¿si una alcaldesa de ANV puede ser procesada por pedir unos aplausos, qué hacemos con una organización que en cierto modo atenta contra la salud pública?

Hay ser muy serios a la hora de tratar la libertad de expresión de ciudadanos y organizaciones.

Con respecto a lo que dices en relación a la potestad de la iglesia y cómo debe ajustarse a ley o derecho, mi opinión es que es una perogrullada (y lo digo con todo el cariño). Si en ese párrafo tuyo sustituyes "La iglesia católica" por el nombre de cualquier amigo tuyo seguirás reflejando la misma realidad. Una evidencia. Una evidencia, efectivamente, muy sencillita.

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo Elsa. Gracias me has evitado hacer un comentari mas largo

oistrakh_spirit dijo...

Por supuesto que es una obviedad. Cumplimiento de la ley y respeto a los demás. Tanto para cualquier amigo mío o tuyo, como para la Iglesia; para cualquier Iglesia (= confesión).

www.forosocialismo.com
www.socialistaextremadura.com
* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

José Juan Durán dijo...

Bueno, yo después de muchos años y por ahora soy agnóstico. Creo que Iglesia Católica es una organización como otra cualquiera, defiende sus ideas y sus propuestas, yo no voy a meterme con eso, creo que pueden hacer lo que les venga en gana. Pero si creo que año tras año va perdiendo adeptos, adeptos con nuevas y reformadoras ideas, y que poco a poco van quedándose los conservadores y retrógrados, que son la verdadera imagen actual de la iglesia católica. Creo, desde fuera, que ya es hora de que sus "bases" de lacen su queja y se movilicen contra ciertas actuaciones y opiniones de sus dirigentes y que aborden un serio debate interno (ya se hizo en VaticanoII) que vuelva a ilusionar a esos cristianos que día a día ven como sus representantes religiosos no "comulgan" con sus ideas.

Saludos
José Juan.La Parra

Enrique dijo...

Hola a todos y todas, ya he escrito que yo en esto soy novato, pues bien el otro dia mande un comentario y para mi sorpresa no fui capaz de mandarlo lo vuelvo a intentar:
Yo tambien soy creyente ferviente creyente el la figura de cristo pero no soy practicante porque considero que la actitud de la jerarquia catolica va a lo suyo, soy SOCIALISTA y mi opinion es que la constitucion española que nos dimos nos permite el que profesemos la religion que queramos no se nos debe de imponer el credo o las creencias que tenemos cada uno.
En cuanto a los matrimonios entre dos personas del mismo sexo, hombre la iglesia catolica debe de prohibirlos va contra sus creencias pero la libertad que nos hemos dado los españoles nos permite legalizar las parejas del mismo sexo sin tener que pasar por una iglesia cuyos matrimonios de por si solos no so validos ¿o sí?.
En cuanto a lo que se dice que la familia se rompe por el divorcio expres vereis todos el otro dia en un programa de TV se pusieron los ministros de Zapatero divorciados y los de Aznar, la mayoria eran del sr.Aznar incluido cascos 2 veces y Ana palacio que creo que pertenece al Opus Dei, no nos apliquen la ley del embudo y por ultimo Guillermo a negociar lo mejor que puedad para esta nuestra tierra sin menos preciar a nuestros vecinos y a todos quiero recordar que la suerte que teniamos los que viviamos en la raya en los años 40 podiamos comer pan gracias a los portugueses, no los apabullemos ahora con nuestra pujanza economica.

tx+-s dijo...

TX+-S:
Solo un comentarios que hizo Quevedo, y donde creo que se postula todo el poder.

"Poderoso caballero es Don Dinero".

Este pienso que es el verdadero Dios en muchas ocasiones.

Tanto tienes tanto vales.

Si la iglesia no se hubiese apoyado en un poder económico quizás no estaría donde está, teniendo en cuenta que Jesús, su creador, nació en la miseria económica es preciso preguntarse por qué tiene tanto poder en países como en España, y uno de los motivos quizás lo encontremos que el gobernante de turno ha sustentado su poder como un poder concedido por la Gracia de Dios, hecho por el cual se le concedia a la Iglesia el poder necesario como para sujetar en el mando al Gobernante.

Poder Divino y poder en la Tierra, es lo que desde mi punto de vista en ocasiones ha podido llevar a la Iglesia hacer postulados en tonos de Leyes y hacer que se incline el voto hacia una balanza u otra.

Pero en este mundo en el cual vivimos tenemos otro poder que es el poder de la prensa desde la libertad de expresión también hace que el voto se incline de un lado u otro.

Al fin al cabo en estos momentos resulta muy difícil mantener una postura independiente sobre todo lo que acontece a nuestro alrededor y al final terminamos dando una opinión u otra dependiendo del nivel de independencia que seamos capaces de mantener en cada momento.

Es tal la cantidad de información que recibimos por segundo que en muchas ocasiones lo mejor sería encerrarse en nuestra habitación, y crear nuestro mundo individual e independiente, donde nadie nos contamine con tal de obtener un poder Divino que en ningún momento Dios ha concedido a nadie salvo a San Pedro y que el resto de descendientes de San Pedro ha manipulado según sus intereses.

Antonio Parra dijo...

oistrakh_spirit: he leido tus dos últimos comentarios y me veo en la obligación moral de responderte:
1ª LOS VASCOS Y LOS CATALANES NO DICEN SANDECES. Los vascos y los catalanes, los gallegos y los valencianos, los extremeños y los andaluces vivimos en una realidad pluricultural y plurinacional. ¿porque afirmas que los catalanes y los vascos dicen sandeces? !que facil es generalizar! ¿no te parece?.
2ª A DIOS LO QUE ES DE DIOS Y AL CESAR LO QUE ES DEL CESAR.
A buen entendedor con pocas palabras basta. El concordato con la Santa Sede debe rer denunciado cuanto antes. La financiación de la Iglesia debe ser suprimida cuanto antes. Y no lo digo como represalia por los tristes acontecimientos del día 30, el día de la MISIFESTACIÓN, sino porque ya es hora que nos pongamos a la altura (en estas cuestiones) del resto de los Estados Europeos.

Saludos

Anónimo dijo...

Un comentario corto:

Yo soy creyente, muy, muy, muy esceptico, eso si y muy a mi aire, poco católico pero bastante interesado en el cristianismo de base. Practicante, de oficio.

Hace unos años, los movimientos cristianos de base trabajaron muy intensamente por la democracia, y muchos de los que participaron en esto fueron o son destacados socialistas, ¿Que inconveniente hay?

Una nota mas: Echad un ojo, sobretodo los políticos del PSOE, al programa de Izquierda Unida en esta materia y decidme si no es razonable y si no es posible un entendimiento en esta materia.

Un abrazo

Pepe Canelo

oistrakh_spirit dijo...

ANTONIO PARRA. Aquellos que digan que su región o autonomía es un país dicen sandeces, te guste o no. Y los que viven en los territorios que nombras, como yo los nombré igualmente, suelen decir semejante tontería con más asiduidad que el resto de españoles, como ellos, por cierto. Cuando apoyan en las urnas a partidos que abiertamente se postulan por esos derroteros, obviamente, apoyan sus tesis.

Moralidad la que tu quieras, pero lo que yo he dicho es una verdad como un templo. A ver si ellos pueden expresarse como quieran y un extremeño no. Hasta ahí podíamos llegar.

Si quieren denunciar el Acuerdo Estado Español / Santa Sede que lo denuncien, junto y, en el paquete completo, con:

- El Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España.

- El Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Comunidades Israelitas de España.

- El Acuerdo de Cooperación del Estado con la Comisión Islámica de España.

- Leyes 24, 25 y 26/1992, de 10 de noviembre, respectivamente -.


La forma en que el Estado español demuestra su aconfesionalidad es tratando a todas por igual. Para bien, o para mal. Y tratarlas bien es tan aconfesional, igualito, igualito, como darles una patá a todas.

Del mismo modo que tú deseas que la normativa española sea igual que en resto de países... ¿deseas que sea en todos los campos igual? Porque España, por ejemplo, es casi pionera en legislar el matrimonio entre personas del mismo sexo. ¿Lo quitamos para homogeneizar legislaciones?

España ha sido un crisol de culturas desde siempre. Y de confesiones. Y nuestra legislación, inteligente, justa y equilibradamente, así aborda esta cuestión. Suecia, a lo mejor, no se encuentra en tal disyuntiva. Y su ordenamiento jurídico responderá a sus necesidades.

Y algo, aunque "duela". El Estado español es aconfesional. Pero en España hay millones de católicos. Y eso es así.

Y moralizar lo que quieras. Pero cada uno en su casa.

* - * - * - * - * - * - * - * -

ФІѕТяакн_ЅριЯιΤ

David Santos Holguín dijo...

Hola Guillermo, es muy interesante tu post. Muchas veces me planteo que es la iglesia católica y en que se basa, puesto por más que ojeo la Biblia no encuentro el odio que predican. Yo no soy quién para criticar esta institución pero quizás al igual que ellos tienen el derecho a criticarme a mí podría actuar de la misma manera, puesto que yo tengo la etiqueta de gay, rojo y cristiano descontento.

En fin que se le va hacer...tendré que buscarme mi rinconcito en la fe y empezar a buscar la felicidad de los demás aquí en la tierra.

Saludos Guillermo

David.
www.13rosas.blogspot.com

Elisa dijo...

Ya pasó la cumbre Hispano-Lusa o ¿debería ser Lusa-Hispano por haberse celebrado en Portugal? Se han tratado los temas previstos y parece que hay buen entendimiento ¿no, Guillermo?
Una cosa sobre la "Política Eclesiástica", ¿que os parece que en el Metro de Madrid haya carteles tamaño “pared de Metro” donde una asociación pro-familia y por supuesto católica haga apología de que los jóvenes no utilicen preservativo ni anticonceptivos en sus relaciones? ¿Creéis que el gobierno debería intervenir estos carteles? ¿Creéis que es un problema de Salud Pública?
Pues yo creo que sí, Yo creo que debido a que la Sanidad de Madrid depende de Esperanza (y caridad) Aguirre, y que existiendo el Ministerio de Sanidad para coordinar asuntos en Salud Pública, directamente o a través del Consejo Interterritorial, debería prohibir este tipo de Propagandas, también esto es, bajo mi punto de vista, "Terrorismo Sanitario" ¿Qué opináis? Hablo de cosas que defiende la Iglesia Católica -no me he salido del tema-
Un abrazo a todos, a los que escribís y a los que entráis para ver que se dice aquí.

Anónimo dijo...

Hola Guillermo:
Vuelvo a escribirte después de la Navidad porque me ha gustado mucho tu "aproximación a un debate". Los principios que mencionas no son propiedad de nadie. Realmente creo que son propios tanto de un socialista como de un buen cristiano o incluso de un agnóstico que se basa sobre todo en la ética. El problema que veo es que a veces esos principios y derechos no se aplican, sea quien sea el que lo hace. Todos tenemos derecho a opinar como queramos y a la vez llevar una vida y una relación con la sociedad correctas sin que se nos pueda señalar por ello. Debemos tener igualdad para todo, como garantiza la constitución y nadie debe imponernos ni limitarnos nada porque sí sólo porque opine lo contrario. Pero a veces eso de la igualdad y la solidaridad son palabras bonitas, que usa todo el mundo. Es triste comprobar como a veces no existe esa igualdad. Y también a veces es triste comprobar que es inútil esperar que exista, con independencia de quien deba velar por ella. Entonces es cuando aparece el escepticismo, cuando dejas de creer en las buenas palabras, vengan de donde vengan, y decides muchas cosas, como no creer en los discursos de nadie, ni en las utopías, o no volver a presentarte a una oposición.

Un abrazo

rasputín dijo...

Yo creo que todo es un problema conceptual. Se dice muy alegremente "soy socialista", "soy cristiano", etc., sin tener, en la mayoría de esas afirmaciones, el suficiente conocimiento para realizarlas. Al verdadero cristiano, llamémoslo así, no le hace falta ir todos los días a misa para demostrar que es una persona buena, solidaria y socialmente comprometida. Lo mismo sucede con el verdadero socialista, que, al igual que pueda ser practicante o no de alguna creencia o religión, no lo es menos si no lleva en su cartera el carnet de afiliado al partido.
Aquéllos que tenían el valor de serlo y de proclamarlo en la tan recordada época de vacas flacas sí me merecieron y me siguen mereciendo el más alto de los respetos. De cualquier forma, no llego a comprender cómo una institución históricamente clasista, excluyente, discriminatoria y aberrante en muchas de sus prácticas, pueda poner en jaque a la opinión pública cuando el camino más corto entre dos puntos siempre fue la línea recta. La escala de valores y lo principios fundamentales del ser humano se los impone él mismo, no necesita de códices ancestrales para sentirse justificado ante una u otra actuación. Si de verdad se quiere ser buena persona no hace falta estar obligado a asistir a conferencias semanales de retórica icongruente y desfasada. Si quieres ser una buena persona, es mejor que lo seas por ti mismo antes que por el falso manto que te pones los domingos a las 12, y que te dura el escaso tiempo que transcurre entre que sales del templo y cometes la primera injusticia. Yo creo en mí, en mi familia, en la amistad, en que hay algo superior que me hace sentir bien ante las buenas obras y me hace sentir miserable cuando cometo algún mal acto, algo que va más allá de la conciencia, pero algo que para nada se halla circunscrto a las cuatro paredes de un ostentoso edificios plagado de riquezas materiales y penurias humanas. Es lo que pienso, así lo creo y así lo afirmo. Es un honor haberos encontrado, ya echaremos otro ratito. Un placer.

Juanlu dijo...

Estimada Elisa, no puedo estar más de acuerdo con tu post. Yo mismo ya lo planteo en uno de mis comentarios anteriores.

Mi punto de vista es que es lícita la comunicación por parte de asociaciones de ultra derecha, o de la propia iglesia católica, de ese tipo de mensajes. Por suerte creo en la libre expresión de las ideas ya que doy por supuesta una capacidad elevada de discernimiento y juicio en los ciudadanos de este estado.

Lo que es escandaloso es que se adoctrine a infantes y adolescentes sobre ese tipo de doctrinas excluyentes en algunos casos (como la discriminación de la mujer dentro del seno de la propia institución católica), y en contra de la salud pública en otros (como los que ya se han apuntado), en centros públicos o concertados, negocios financiados con mis impuestos.

Me parece increíble que alguien esté obligado a tributar en beneficio de una asociación religiosa que le tiene como una persona que sufre un desorden mental (sic) en el caso de gays y lesbianas, o como ciudadano de segunda (en el caso de las mujeres).

PS: Me sorprende la cantidad de cristiano-católicos que conforman una fe a su medida. Creo que todas estas personas deberían tener más claras las obligaciones que adquieren a través de los sacramentos de la iglesia católica y ser un poquito más consecuentes con los compromisos que adquirieron.

ignacio dijo...

Soy socialista y agnóstico.
No se puede negar el dercho de algunas figuras de la Iglesia de defender determinadas posiciones. Lo que ocurre es que es más que dudoso que hagan utilizando los foros que utilizan, la reperesentación que se arrogan y la exclusividad, de exclusión, con que lo hacen.
Otra vez: soy socialista y agnóstico.
Por cierto, no se repiten tanto las declaraciones sobre opciones personales cuando se habla o escribe de otros temas tan importantes como la cuestión reigiosa. Seguramente es que no podemos evitar el espiritu de apostolado. No, si en el fondo todo nos lo tomamos como una religión. Mientras esto no se supere estamos bajo sospecha.